Publicidad
Menú

Martes, 19 de Septiembre de 2017

LOS DOMINGOS AG | NUESTROS GRANADINOS

"Hay muchos momentos que te pierdes por el atletismo, pero al final recompensa, es una satisfacción"

El joven de Casanueva Daniel Rodríguez, campeón de España absoluto en 200 metros; comenzó su pasión por este deporte por recomendación de sus profesores de educación física en el instituto · Quiere llegar a unos JJOO, pero no se obsesiona con ello

| 2 abril, 2017 | 8:00

Daniel Rodríguez dice que su sueño es llegar a unos Juegos Olímpicos, aunque no se obsesiona con el reto. Foto: Álex Cámara

Como dicen los lugareños, nacido y criado en Casanueva, una pedanía de la localidad de Pinos Puente; Daniel Rodríguez no encontró su verdadera pasión hasta bien entrado en la adolescencia. Fueron sus profesores de gimnasia en el instituto los que le instaron a que apuntaba maneras para competir en carreras. Entorno a la mayoría de edad, lo que hasta entonces habían sido pruebas para obtener calificación académica se convirtieron en pruebas para superarse así mismo hasta el punto de que el pasado 19 de febrero se proclamó Campeón de España absoluto en 200 metros con el Playas de Castellón, su equipo deportivo. Mira bien lejos en cada zancada que da y con paso firme, tal y como demuestra en esta entrevista.

Pregunta.- ¿Cómo a un chico de Casanueva le da por practicar el atletismo?

Respuesta.- ESO lo hice en el Virgen de las Nieves. En el instituto hacían varias pruebas y una de ellas era de velocidad, los 60 metros. Entonces, al hacerla hice el mejor tiempo de mi clase y los profesores de gimnasia me preguntaron si es que estaba apuntado al atletismo. Yo les dije que no, que no tenía ni idea. Entonces fueron ellos los que me dijeron que me apuntase porque tenía bastantes cualidades. Empecé a buscar para inscribirme hasta que di con mi entrenador, Manolo Jiménez, hasta el día de hoy, que sigo con él.

P.- ¿Por qué atletismo de velocidad y no de fondo u otro tipo?

R.- Prácticamente porque resistencia no tengo ninguna. Cuando fui a inscribirme, como en el instituto corrí los 60 y es lo que mejor hice, ya tenía más o menos claro que quería hacer velocidad, que resistencia no. A parte de que cuando me vio mi entrenador me dijo que me vio con cualidades para la velocidad, así que decidimos entrenarla. Si hubiera tenido cualidades para resistencia, pues también lo haría.

P.- Cuando comienza a practicarlo de forma más firme, ¿cuál es la principal dificultad que encuentra?

R.- Los ejercicios de técnica que hacíamos, la técnica de carrera. Yo venía de otro mundo, del fútbol. En atletismo no tenía ni idea de cuando llegué. Los entrenamientos la verdad es que eran bastantes duros. Me costó adaptarme, pero poco a poco, entrenando, vi que me gustaba y por eso seguí y le puse empeño.

P.- La primera prueba en la que compitió, ¿cuál fue?

R.- La primera ahí llevaba creo que más de medio año entrenando, unos ocho o nueve meses. Fue una competición de clubes, Campeonato de Andalucía, ahí estaba con el Ciudad de Motril. Corrí los 200 metros y luego los relevos. Los 200 metros los gané, que fue mi primera carrera.

P.- ¿Cómo la recuerda?

R.- Estaba con los nervios. No sabía ni dónde meterlos ya. Una vez que te pones los tacos, te concentras en lo tuyo. Vas a tu bola y a correr. La primera me costó bastante llegar a la meta, mucho. Llegué muy cansado, pero llegué primero. A partir de ahí me lo tomé más en serio. Vi que tenía posibilidades. A partir de ahí comencé a tomarme los entrenamientos en serio. Estuve media hora para recuperarme.

“La primera me costó bastante llegar a la meta, mucho. Llegué muy cansado, pero llegué primero. A partir de ahí me lo tomé más en serio”

P.- De no acabar primero su primera carrera, ¿considera que hubiera cambiado algo de lo que ha venido después?

R.- No. Creo que no. Quizás me influyó un poco en que me tomara a partir de ese momento los entrenamientos más en serio, pero lo hice porque era mi primera competición y ahí es cuando descubrí de verdad lo que era el atletismo. Vi lo que era el compañerismo. Me gustó bastante. De haber acabado último hubiera seguido igual. Creo que no influyó.

P.- Aunque no cambió nada, a buen seguro supondría un ‘chute’ de adrenalina

R.- Hombre claro. Terminar tu primera carrera campeón fue una motivación. Pero creo que no influyó mucho en lo que vino después.

P.- Después de esa carrera vinieron más, ¿es cuando comienza a engancharse al atletismo de forma adictiva?

R.- Sí, a partir de ahí quería cada fin de semana un control y estaba deseando que llegara. Es más, en la tercera carrera me hice una marca para ir a un Campeonato de España. Desde entonces tres campeonatos en Júnior, cuatro campeonatos en Promesa… He participado en alrededor de 17 campeonatos.

P.- ¿Hay alguno que, evitando el más reciente, más recuerde?

R.- (Sonríe) Si no hablo del más reciente, este año, un fin de semana antes, en mi categoría; ese fue especial porque fue donde hice marca personal como en pista cubierta como al aire libre. Fue donde conseguí también pase para un campeonato de Europa sub23 en verano.

P.- Hablemos del más reciente, quizás es el que le ha hecho dar el salto mediático. Al menos a los medios ya nos ha puesto en el foco.

R.- Esto ha sido el ‘boom’ digamos. Tenía mis dudas sobre si iba a ganar o no, porque un Campeonato de España absoluto la gente es lo que prepara todo el año. No sabía cómo iban a llegar. Una vez que disputé las eliminatorias y las semifinales como que por dentro sabía que el campeonato iba bien. En semifinales me encontré muy bien. Hice la mejor marca de todos los participantes, fui tranquilo. Eso, como que me dio más motivación para la final. Cuando entré a meta y vi el tiempo me eché las manos a la cabeza.

P.- Seguramente habrá sensaciones que no recuerde ni de este ni de otros campeonatos, ¿hay algo que recuerde especialmente en el momento que cruzó la meta, que no se le vaya a olvidar en la vida?

R.- Lo primero fue entrar a meta. Cuando vi el tiempo sabía que era Campeón de España absoluto, eso no te lo quita nadie. Entre otras cosas vi el tiempo y paré el cronómetro en 21:02, luego hubo una corrección y bajó un segundo. Cuando vi el cronómetro pensé que podía bajar de 21 segundos, que en la historia del atletismo en pista cubierta solo lo han conseguido seis hombres. Cuando vi el crono lo pensé que podía ser otro más de ellos.

P.- De todas formas, ¿ese no creerá que es su techo?

R.- Ni mucho menos (risas). Lo que es que me ha dado más motivación. Si he podido llegar hasta aquí en pista cubierta, al aire libre se corre bastante más. Lo que es que me metí a seguir entrenando.

P.- ¿ Por qué los 200 metros, tiene previsto bajar a los 100 o subir a los 400?

R.- Competir en verano ahora compito en 100 y 200, pero en campeonatos de Andalucía. Pero en un Campeonato de España doblar son tres carreras por cada prueba, serían seis, y ahí la gente la mayoría no dobla, se va a la prueba que se le da mejor. Entonces doblar tienes que llegar en un buen estado de forma y estar fuerte, es más complicado. Elegí 200 porque tenía mejor marca que en el 100 y también me gusta un pelín más.

P.- Prefiere los 200 entonces

R.- Por ahora sí.

P.- Lo de los 100 e intentar superar a Bolt, de momento no.

R.- (Risas) Por ahora no.

“En semifinales me encontré muy bien. Hice la mejor marca de todos los participantes, fui tranquilo. Eso, como que me dio más motivación para la final”

P.- El atletismo por dentro, ¿cómo es?

R.- Por dentro sobre todo la palabra que lo define es compañerismo. En las ruedas de calentamiento puedes estar hablando con tu mayor rival que no hay malos rollos. Hay muy buen rollo entre todos los atletas. Siempre hay muy buen compañerismo, luego a la hora de la carrera vas a lo tuyo y cuando acabas de nuevo. Es lo que siempre me quedo de cada campeonato. Siempre vas conociendo a gente.

P.- Desde fuera da la apariencia que es muy duro, ¿es más o menos duro?

R.- Es más duro aún de lo que se ve. Hay que dedicarle mucho tiempo, entrenar todos los días y te pierdes muchos momentos con los amigos. Quizás salen de fiesta y tienes que al día siguiente que entrenar. Es más duro de lo que la gente cree.

P.- ¿A qué ha tenido que renunciar en los años que lleva compitiendo?

R.- Renunciar del todo a nada. Sí me he perdido muchas salidas con los amigos. El alcohol no lo pruebas. La alimentación la tienes que cuidar. Hay muchos momentos que te los pierdes, pero bueno, al final es por algo que te gusta y luego te sientes bien.

P.- Compensa entonces ese ‘sacrificio’.

R.- Sí claro, ves tus resultados y que te estás mejorando día a día y es una satisfacción.

P.- Del dopaje, ¿qué hay en el atletismo?

R.- Lo que veo en las noticias. Cada día hay más dopaje y creo que a los infractores habría que sancionarlos de por vida, no quizás cuatro años. Si haces trampas para ganar contra a otros que entrenan día a día. No se merecen que los perdonen a los cuatro años ni a los cinco, ni el tiempo que sean. Los descalificaría para siempre. Hacer trampa es lo que hay.

P.- ¿Cuál es su sueño en esto?

R.- El sueño de cualquier atleta es ir a unos Juegos Olímpicos, eso sería lo más. Pero tampoco me obsesiono con ese objetivo, prefiero ponerme objetivos cortos.

Últimas galerías de imágenes

  • La procesión de la Virgen de las Angustias en Pinos Puente | Fotos: Luis F. Ruiz

  • La Marcha de la Salud, en imágenes | Fotos: Álex Cámara

  • El concierto de Guadalupe Plata, en imágenes | Fotos: Álex Cámara

  • Ofrenda floral a la Virgen de las Angustias | Fotos: Álex Cámara

  • Entrega de los Premios Prestigio Turístico 2017 | Fotos: Álex Cámara

  • El concierto inaugural de temporada de la Orquesta Ciudad de Granada | Fotos: Luis F. Ruiz

  • La etapa 15 de La Vuelta a su paso por Granada, en imágenes | Fotos: Luis F. Ruiz – Dipgra

  • El ambiente en las gradas de Los Cármenes en el tercer partido de Liga | Fotos: Agencia Garnata