sábado 21 mayo
La Capital  |   | Europa Press

Archivado en firme el caso de la subida de sueldo de directivo de CajaGranada denunciado por UPyD

La investigación judicial se abrió tras la denuncia presentada por el partido contra 15 miembros del Consejo de Administración de la entidad

La Audiencia Provincial de Granada ha decretado la firmeza del archivo de la causa por la que se investigó la subida de sueldo del que fuera director general de CajaGranada, Ramón Martín, tras la denuncia presentada por UPyD contra 15 miembros del Consejo de Administración de la entidad, entre ellos su presidente, Antonio Jara.

El Juzgado de Instrucción 5 de Granada ya acordó el sobreseimiento el pasado 10 de marzo de 2015, pero UPyD presentó un recurso de apelación ante la Audiencia.

Ahora, en una resolución de fecha 31 de marzo de 2016, el tribunal de la Sección Segunda de la Audiencia declara la firmeza del archivo después de que UPyD, la única apelante, haya renunciado a las acciones que podían corresponderle y se haya apartado expresamente de la acusación popular ejercida.

La declaración de imputados por este asunto concluyó a finales del mes de enero del pasado año, con la comparecencia del presidente de la Comisión de Retribuciones de la entidad, Gonzalo Sánchez Vizcaíno, quien mantuvo la misma línea de los otros tres imputados anteriores -el presidente de CajaGranada, Antonio Jara, el secretario y componente del Consejo de Administración, Antonio Montilla y el propio Ramón Martín-, defendiendo la subida de sueldo al directivo, por el esfuerzo "extraordinario" que estaba realizando para propiciar la integración de CajaGranada en BMN.

La investigación judicial se abrió tras la denuncia presentada por UPyD contra 15 miembros del Consejo de Administración de la entidad, entre ellos su presidente, Antonio Jara. Según la formación, la mayoría del Consejo de Administración votó a favor de que Ramón Martín percibiera una prima equivalente al 25 por ciento de todos sus ingresos, con carácter retroactivo, y que se le blindara su salario, de 208.000 euros al año, para que pudiera seguir cobrándolo aunque dejara de desempeñar ese cargo, cosa que ocurrió un año y medio después, cuando CajaGranada se integró en el grupo BMN.

Lo que más le llamó la atención a UPyD fue que ese punto se aprobara "en una situación que no lo aconsejaba en absoluto". Era el 24 de febrero de 2011 y CajaGranada estaba en pleno proceso de reconversión, lo que se tradujo en cierre de oficinas, "traslado forzoso de personal a Madrid", prejubilaciones y petición de fondos al Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB), pero finalmente el caso se archivó y ahora de forma definitiva.

Publicidad

Comentarios

 

©Queda totalmente prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta noticia sin autorización expresa de la dirección de ahoraGranada
Publicidad
DÍA A DÍA
Desarrollado por Neobrand