domingo 22 mayo
SUCESOS  |   | Redacción aG

Cae una organización criminal que estafó por internet 60.444 euros a una empresa de Albolote

Los presuntos ciberdelincuentes atacaron los servidores y accedieron a la cuenta de correo electrónico del departamento financiero

La Guardia Civil, en el marco de la operación Tachinda, ha puesto a disposición judicial a 11 personas en las localidades de Madrid, Bilbao y Murcia, por su presunta participación en la estafa a través de internet de más de 60.000 euros a un empresario granadino.

La investigación comenzó en junio de 2020, después de que el responsable de una empresa ubicada en el Polígono Juncaril de Albolote denunciara que alguien había suplantado la identidad de una empresa que les suministra materia prima y habían conseguido que le abonaran fraudulentamente una factura por valor de 60.444 euros, según ha informado el Instituto Armado en una nota de prensa.

Antes de que eso ocurriera, los presuntos ciberdelincuentes atacaron los servidores de la empresa del denunciante y consiguieron las credenciales de administrador. Con ellas accedieron a la cuenta de correo electrónico del departamento financiero y espiaron todo el tráfico financiero de la empresa.

Así consiguieron detectar que una empresa suministradora les solicitaba el pago de una factura de más de 60.000 euros. En ese momento, suplantaron la identidad de la empresa que quería cobrar y enviaron una solicitud de cobro con un número de cuenta diferente. La empresa estafada comprobó que los datos aparentemente eran correctos y realizó el pago.

Unas semanas después la empresa suplantada requirió el pago de la factura y fue entonces, al contrastar los datos, cuando supieron que habían sido víctimas una estafa que en el argot de la ciberdelincuencia se conoce como 'man in the middle' (hombre en medio).

El equipo de Investigación de Delitos Tecnológicos de la Unidad Orgánica de Policía Judicial de Granada se hizo cargo de las pesquisas y los investigadores confirmaron que los supuestos ciberdelincuentes habían accedido de manera ilegal al sistema del correo electrónico de la empresa e iniciaron el rastreo del dinero.

La Guardia Civil averiguó entonces que el dinero estafado había terminado en las cuentas bancarias de una empresa de Bilbao que se dedicaba al procesado de chatarra y a la compraventa de vehículos usados con destino a Europa y África y que esta empresa recibía, además, importantes cantidades de dinero presuntamente estafado tanto a otras empresas nacionales como del resto de Europa.

La fase de explotación de esta operación comenzó a finales del pasado febrero con la detención de cinco personas, entre ellos el cabecilla de esta red, en Madrid y la investigación de una persona en la localidad de Murcia; y continuó a lo largo de marzo con la investigación de dos individuos en Madrid y otros tres más en Bilbao.

La Guardia Civil también ha registrado la sede de la empresa sospechosa en Bilbao y allí los investigadores han intervenido dinero, documentación y dispositivos informáticos que están siendo analizados.

Publicidad

Comentarios

 

©Queda totalmente prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta noticia sin autorización expresa de la dirección de ahoraGranada
Publicidad
DÍA A DÍA
Desarrollado por Neobrand