martes 27 octubre
LA CRÓNICA   |   | Luis F. Ruiz

Desdicha en Mendizorroza

El Granada CF pierde en Mendizorroza un encuentro en el que terminó condenado por sus propios errores y en el que involucionó todo lo bueno que se haya podido hacer hasta ahora

Javi Márquez se retira cabizbajo tras sufrir la derrota. Foto: LOF

Javi Márquez se retira cabizbajo tras sufrir la derrota. Foto: LOF

FICHA DEL PARTIDO
Alavés: Pacheco, Alexis, Laguardia, Llorente, Camarasa (Krsticic, 86'), Ibai (Manu García, 90'), Theo, Torres, Edgar (Toquero, 83'), Deyverson y Kiko.
Granada CF: Ochoa; Tito, Uche, Vezo, Gastón Silva; Javi Márquez, Khrin (Cuenca, 73'), Bueno (Atzili, 45') (Kravets, 70'), Carcela, Pereira; y Barral.
Árbitro: González González (Castellano leonés). Amonestó a Alexis, Deyverson y Laguardia y los visitantes Uche, Carcela y Javi Márquez.
Goles: 1-0, Edgar (53'). 2-0, Camarasa (66'). 2-1, Kravets (78'). 3-1, Deyverson (92').
Incidencias: Encuentro disputado en Mendizorroza ante 16.371 espectadores.

Un equipo sin ambición es un equipo condenado a complicarse la vida allá por donde va. Es lo que le pasó al Granada CF en su visita a Mendizorroza, en donde el equipo rojiblanco fue víctima de sus propios errores y de la falta de ganas que le pusieron los jugadores para buscar el primer triunfo de la temporada.

Jémez planteó por sexto partido consecutivo la sexta alineación diferente desde que es entrenador del Granada CF, con una combinación cuyas novedades en esta ocasión recayeron en la previsible presencia de Gastón Silva en la banda izquierda, el regreso de Vezo al centro de la defensa, la titularidad de Márquez en la medular y el debut en un once de David Barral.

Dijo el entrenador cordobés hace solo unos días que dejaría de probar combinaciones cuando el equipo juegue como él quiere. Y en esas, la empleada ante el Alavés no fue tampoco la acertada. En primer lugar por el desasosiego con el que los jugadores terminaron de entrar en un campo en el que los rojiblancos volvieron a jugar demasiado atrás.

Esto provocó las primeras llegadas de los locales, que sin mordiente arriba se llevaron antes del descanso las mejores oportunidades para intentar encarrilar el partido. En el primer periodo el peligro fue romo de ambos equipos en el ataque, sin embargo a los 15 minutos Carcela dio un buen balón a Alberto Bueno, que este remató alta sin inmutar a Pacheco.

Fue la única llegada en la primera mitad de un Granada CF que se dejó llevar por el ritmo que imponía el Alavés. Aunque los granadinistas intentaron conectar con el partido, el tiempo se les pasó sin pena ni gloria.

Quince minutos fatídicos

El segundo tiempo, sin embargo, fue otra historia bien diferente para los intereses del Granada CF, que tardó en entrar más de 20 minutos tras el descanso y cuando quiso darse cuenta ya se había quedado prácticamente sin opciones de arañar los tres puntos.

El arranque fatídico tuvo como hombre sacrificado a Omer Atzili. El extremo entró en el 46 y fue sustituido solo 25 minutos después, tras recibir el segundo gol el equipo granadinista y reconocer de este modo Jémez la falta de acierto a la hora de alinearlo.

Antes de la polémica sustitución dos fallos condenaron el sosiego del Granada CF. El primero de ellos, en una salida de balón, Khrin dejó 'vendida' a la defensa rojiblanca ante la astucia del Alavés. Edgar recibió un balón en profundidad para batir ante Ochoa.

El segundo gol llegó a los 65 minutos, después de que en una contra Uche, que tenía toda la ventaja del mundo, errase en la defensa del balón ante un incisivo Camarasa, que presionó, se la llevó limpia y la mandó al fondo de la red.

Entre medias de esos 12 minutos solo pasó algo a favor del Granada CF. A los 61 minutos se produjo la única llegada con cierto peligro después de que Rubén Vezo mandara rozando al larguero un centro al área de Pereira después de un saque de esquina.

Movimientos de banquillo

Con el marcador tan cuesta arriba, Jémez introdujo a Kravets a falta de 20 minutos y se vio obligado a cambiar a Khrin por Cuenca debido a la lesión del esloveno. El ucraniano en la delantera fue de los pocos que supo tener la astucia suficiente en la recta final para acortar distancias.

Lo hizo después de un buen centro de Pereira que su compañero provocó que se anticipara a la defensa del Alavés y marcar así el 2-1. Esto solo ayudó a creer en las escasas opciones de un Granada CF que estaba prácticamente muerto.

Así quedó constatado con un tercer gol que casi fue anecdótico. El tanto de los de los locales, el tercero, llegó en el tiempo de prolongación, anotado por Deyverson tras una contra.

El Granada CF recibió un severo castigo a la falta de ambición y sus errores en defensa. La película debe ser otra el próximo sábado. O eso, o la situación empezará a ser preocupante.

Publicidad

Comentarios

 
©Queda totalmente prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta noticia sin autorización expresa de la dirección de ahoraGranada

Noticias relacionadas

Publicidad
DÍA A DÍA
#AhoraGranada6Años
#AHORAGRANADA6AÑOS

Seis años de historias que ya son historia

'ahoraGranada' cumple su sexto aniversario con la misma implicación del primer día en llevar a sus lectores los relatos de la actualidad de Granada y el Área Metropolitana, ya como un medio consolidado y arraigado con el territorio y que cada día eligen más ciudadanos para informarse

Diseño Web La Sastrería