lunes 30 enero
SUCESOS  |   | Redacción aG

Investigados dos jóvenes tras arrollar a agentes de la Guardia Civil en dos controles en Las Gabias y Alhendín

Ambos podrían enfrentarse a penas de prisión de entre seis meses y tres años

La Guardia Civil ha investigado a dos jóvenes, uno de 19 y otro de 22 años, como presuntos autores de un delito de atentado a agente de la autoridad, con el resultado de lesiones, después de que ambos arrollaran a dos agentes de Tráfico que resultaron heridos en sendos controles de alcohol y drogas.

El primer atropello ocurrió el pasado 30 de octubre en la carretera A338, a la altura del kilómetro 6,600, en el término municipal de Las Gabias. Agentes del Subsector de Tráfico de Granada habían establecido en dicho punto kilométrico un dispositivo de muestreo preventivo de alcohol y drogas. El conductor de uno de los vehículos, el joven de 19 años detenido, después de someterse a la prueba, y al comprobar que había dado positivo, arrancó el coche y arrolló al guardia civil en su huida, al que "arrastró varios metros" y le provocó
lesiones de diferente consideración en piernas y brazos.

El segundo atropello se produjo el pasado 5 de noviembre en la N323, en la antigua Bailen – Motril, a la altura del kilómetro 139, en el término municipal de Alhendín. Como ocurriera en el anterior suceso, agentes del Subsector de Tráfico de Granada habían establecido en dicho punto kilométrico un control de alcohol y drogas y le dieron el alto a un turismo cuyo conductor no paró, sino que aceleró y aunque el agente trató de esquivar el vehículo, el espejo retrovisor del coche le golpeó en la cadera y le causó lesiones leves.

El Grupo de Investigación y Análisis de Tráfico del Subsector de Tráfico de la Guardia Civil de Granada se hizo cargo de las pesquisas para localizar al primer fugado, al que encontró e investigó una semana más tarde después de averiguar que no conducía su coche, sino el de un familiar. Mientras que el segundo conductor fugado fue detenido poco después del atropello por uno de los guardias civiles que formaban parte del dispositivo preventivo de alcohol y drogas, que salió tras el coche y le dio alcance poco antes de que llegase a su domicilio en Las Gabias.

Las penas a las que se pueden enfrentar los conductores en estos casos van desde los seis meses a los tres años de prisión.

Publicidad

Comentarios

 

©Queda totalmente prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta noticia sin autorización expresa de la dirección de ahoraGranada
Publicidad
DÍA A DÍA
Desarrollado por Neobrand