jueves 7 julio
Peligros  |   | Redacción aG

Investigados un veterinario y la dueña de una clínica de Peligros por presunto maltrato animal

Supuestamente ingresaban en condiciones higiénicas "lamentables", el material usado para las operaciones "estaba oxidado o no realizaban la desinfección necesaria"

La Guardia Civil ha investigado a un veterinario y a la dueña de una clínica veterinaria en Peligros por presunto maltrato a los animales domésticos que tenían en el centro, en donde supuestamente no estaban en condiciones higiénicas correctas o el material de las intervenciones quirúrgicas estaba oxidado.

La investigación desde hace unos meses por parte del Seprona ha derivado en esta investigación, después de que los agentes comprobaran cómo los implicados tenían animales domésticos que ingresaban en la clínica en condiciones higiénicas "lamentables", el material usado para las operaciones "estaba oxidado o no realizaban la desinfección necesaria de las jaulas", ha informado el Instituto Armado en una nota.

Del mismo modo, los guardias civiles pudieron corroborar que los dos investigados "arrancaban mechones" de pelo a los animales para comprobar si tenían reflejos durante las intervenciones bajo anestesia, retrasaban los tratamientos o no se los proporcionaban para que tuviesen que permanecer más tiempo ingresados, además de "otros actos" que provocan un "sufrimiento innecesario" entre los animales.

Los investigados por la presunta comisión de un delito continuado de animales domésticos, son un veterinario de 42 años y una mujer de 56, propietaria del centro, a la que también se ha investigado por presunto intrusismo profesional, dado que sin estar colegiada como veterinaria, según el Instituto Armado, "realizaba exámenes clínicos de los animales, establecía diagnósticos y prescribía tratamientos farmacológicos".

La investigación, en el marco de la operación Claridad 21, comenzó el pasado agosto, cuando el equipo del Seprona tuvo conocimiento de los hechos en esta clínica, ahora cerrada por reformas y que solía atender numerosos casos de animales abandonados que pertenecían a distintas asociaciones que buscan la protección de estos animales.

Para llevarla a cabo se ha contado con el equipo del Seprona de Cádiz, donde reside el investigado; y del Colegio Oficial de Veterinarios de Granada.

Publicidad

Comentarios

 

©Queda totalmente prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta noticia sin autorización expresa de la dirección de ahoraGranada
Publicidad
DÍA A DÍA
Desarrollado por Neobrand