miércoles 20 noviembre
Área Metropolitana  |   |

El juez decreta libertad provisional para Juana Rivas: "Me voy con mis niños"

Sigue vigente, en cualquier caso, la entrega de los niños al padre como se ha acordado tanto por la vía civil como por la vía penal

Juana Rivas, tras salir de los Juzgados de la Caleta en Granada. Foto: Álex Cámara

El Juzgado de Guardia de Granada ha acordado este lunes la libertad provisional para Juana Rivas, la madre de Maracena que desde el pasado 26 de julio permanecía en paradero desconocido después de que no entregase a sus hijos en un punto de encuentro familiar como así le había instado un magistrado.

En un auto al que ha tenido acceso ahoraGranada, el juez acuerda la libertad provisional de Juana Rivas al tiempo que acuerda la inhibición de las presentes actuaciones al Juzgado de Instrucción 2 de Granada. Siguen vigente, en cualquier caso, la entrega de los niños al padre como se ha acordado tanto por la vía civil como por la vía penal.

Rivas, que ha protagonizado una declaración larga, solo ha respondido a las preguntas de su defensa. El juez ha considerado que la gravedad de la pena del presunto delito que hubiera podido cometer "no justifica la medida excepcional de prisión provisional", como había pedido la Fiscalía y cuyo recurso o no se pronunciará este miércoles.

El juez también se ha apoyado en que la madre, que ha comparecido en calidad de detenida, no ingrese en prisión al no existir antecedentes penales, "el arraigo social que no hace suponer riesgo de fuga y la circunstancia de estar litigando en la actualidad en otros Juzgados", ha informado el TSJA en un comunicado.

A juicio del magistrado, que tan solo ha resuelto sobre la situación personal de la investigada, la "alarma social" nunca justificaría una medida "tan grave" como es la prisión provisional. Del mismo modo, el Juzgado de Guardia se inhibe ahora de las presentes actuaciones a favor del Juzgado de Instrucción 2 de Granada, que seguirá con las investigaciones de unas actuaciones que pueden ser constitutivas de delito.

Juana Rivas, a su salida de los juzgados de la Caleta. Foto: Álex Cámara

"No me voy a la cárcel"

Hacia las 16.00 horas esta mujer ha abandonado la sede judicial de la Caleta donde había sido trasladada en calidad de detenida por la Policía sobre las 11.00 horas, después de que su entorno anunciara que se iba a personar.

"No me voy a la cárcel, me voy a mi casa con mis niños y vamos a seguir peleando", ha explicado Rivas en su primera aparición pública después de 27 días, rodeada de su familia y de allegadas, quienes la han arropado al grito de "todas somos Juana".

Retirado el pasaporte a los hijos
La juez del Juzgado de Primera Instancia número tres de Granada ha acordado, como nueva medida de protección de los dos menores hijos de Juana Rivas, -la madre de Maracena que ha permanecido hasta el día de hoy ilocalizable desde el 26 de julio tras no entregar sus hijos al padre, condenado en 2009 por lesiones en el ámbito doméstico-, retirarles el pasaporte, así como la prohibición de salida de los menores del territorio Schengen, sin autorización del padre o sin autorización judicial, medida solicitada también por Fiscalía. Según ha informado el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA), la restitución de los menores al padre es la principal medida de protección ya adoptada, con anterioridad a la vista sucedida este lunes entre la juez española y las defensas de las dos partes.
La juez ha desestimado las restantes medidas solicitadas por el padre de los menores, entendiendo que son los tribunales italianos los competentes en resolver otros aspectos, como puede ser la patria potestad de los progenitores. Esta ultima vista entre la juez y las representaciones judiciales de las dos partes pudo desarrollarse porque las defensas de ambas partes estaban debidamente designadas, sin que existiera ningún defecto procesal. En este Juzgado de Primera Instancia número tres, Juzgado de Familia, no se ha recibido ningún escrito de Fiscalía solicitando medidas excepcionales en relación con los menores, según informa el TSJA.

Rivas ha asegurado que lo que se lleva es "un rayo de luz", y aunque ha reconocido no creer en un Dios sí ha afirmado que "hay algo" ya que anoche pidió ser escuchada en su situación.

"Pedí que hubiera un humano ahí sentado, es lo que he encontrado, alguien que me ha escuchado", ha afirmado la madre de Maracena ante los numerosos periodistas congregados en las inmediaciones de los Juzgados de la Caleta. "No me voy a a cárcel, ahora me voy con mis niños a abrazarlos", ha incidido Rivas, que también ha adelantado que seguirán "peleando".

La progenitora ha desvelado que durante el tiempo que ha permanecido en paradero desconocido han estado "tranquilos" ella y sus hijos, con los que ha jugado y "pensando en que esto se va a arreglar". A su juicio, la orden de entregar a los niños está "paralizada", pese a que en el auto no se indica nada al respecto.

Su lucha, ha asegurado, estará ahora en que su hijo mayor (11 años) sea "escuchado" por "gente preparada", ya que ha reconocido que "no quiere estar con su padre".

La asesora de Juana Rivas, Francisca Granados, ha manifestado que "lo importante" es que la madre podrá "dormir esta noche en su casa con sus hijos". Este lunes, la progenitora estaba citada por el Juzgado de Instrucción 3 de Granada, ante el que solo compareció su abogada de oficio, incumpliendo así la citación judicial por segunda vez en menos de 14 días.

Publicidad

Comentarios

 
©Queda totalmente prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta noticia sin autorización expresa de la dirección de ahoraGranada

Noticias relacionadas

Te puede interesar

Publicidad
Publicidad
Publicidad
DÍA A DÍA
Diseño Web La Sastrería