miércoles 10 agosto
LA VENTANA INDISCRETA   |   | Ana M. Marín

'Pretty Woman': 25 primaveras de la cenicienta moderna

El próximo 23 de marzo se celebran las bodas de plata de la comedia romántica que catapultó al estrellato a sus dos protagonistas, Richard Gere y Julia Roberts

Foto: Flikarte

Foto: Flikarte

Ostenta el récord de visionados en la pequeña pantalla española, su banda sonora ha vendido millones de copias en todo el mundo y su versión doméstica forma parte de la videoteca de muchos cinéfilos (aunque algunos no quieran reconocerlo delante de sus amigos). 'Pretty Woman' cumple 25 años el próximo 23 de marzo y lo hace con una salud de hierro. Ni las críticas negativas que la han perseguido desde su estreno ni el paso del tiempo han podido desbancar a esta versión moderna de la “Cenicienta” del Olimpo de las comedias románticas.

Y es que Richard Gere y Julia Roberts siguen siendo la pareja de amor del cine contemporáneo por antonomasia; los rostros de una historia que sigue flechando a generaciones. En el mes de su aniversario, os dejamos con algunas curiosidades que cualquier incondicional de la película debe conocer. ¿Se te ha escapado alguna?

Historia original: Lo cierto es que el primer guion escrito por J.F. Lawton distaba mucho de los edulcorantes y el romanticismo de los que hace gala el producto final. Vivien era una prostituta adicta a las drogas y Edward un malhablado hombre de negocios con un humor de perros. “Era una historia espeluznante y fea acerca de estas dos personas”, dijo en su día Roberts sobre este borrador.

Seis borradores diferentes, solo uno bueno: Tras un primer esbozo de la trama a manos de J.F. Lawton, los estudios Touchstone Pictures, propiedad de Disney, tiraron a la basura hasta cuatro intentos más de diversos guionistas como Stephen Metcalfe y Robert Garland. Finalmente ganó la batalla el libreto de Barbara Benedek, aunque Lawton figura como guionista en los créditos.

Versión moderna de la Cenicienta: todavía son muchos los que definen a 'Pretty Woman' como una versión moderna del clásico cuento de Charles Perrault, donde príncipe rico salva a indefensa y pobre joven.

Título: Si los estudios hubiesen dado luz verde al guion de Lawton, la película nunca hubiese llegado a nuestros oídos como 'Pretty Woman' sino como '3.000$', en referencia al precio pactado entre los protagonistas por una semana de pasión.

Foto: Courtesy Everett Collection

Foto: Courtesy Everett Collection

Richard Gere: ya era conocido dentro de la industria gracias a títulos como 'Días de gloria', 'American Gigolo' u 'Oficial y caballero', no obstante, no lo tuvo nada fácil para hacerse con el papel de Edward Lewis. Contaba con el rechazo del director, Garry Marshall, quien tenía puesta su mira en intérpretes como Al Pacino, Christopher Reeve, Daniel Day-Lewis o Denzel Washington.

Foto: Courtesy Everett Collection.

Foto: Courtesy Everett Collection.

Julia Roberts: La Novia de América le debe gran parte de su éxito al personaje de Vivien. Pese a que ya había logrado cierta notoriedad como secundaria con 'Magnolias de acero', su flechazo con el espectador se produjo con 'Pretty Woman', película a la que se sumó tras el rechazo de otras actrices de la época como Meg Ryan, Drew Barrymore, Winona Ryder o, Michelle Pfeiffer.

De 300.000 dólares a mejor pagada de Hollywood: Julia Roberts cobró 300.000 dólares por su participación en la película, una cifra para muchos más que jugosa, pero que se vuelve irrisoria al comprobar que la chica de la eterna sonrisa es una de las intérpretes mejor pagadas de la meca de Hollywood. En 2014 se embolsó 11 millones de dólares.

Segundo globo de Oro para Roberts: ya guardaba en casa un Globo de Oro como actriz de reparto por 'Magnolias de acero', pero con 'Pretty Woman' saboreó la gloria de nuevo, esta vez como mejor actriz de comedia-musical. El Oscar tendría que esperar hasta 2000 con 'Erin Brockovich'.

Taquilla: con 14 millones de dólares de presupuesto, la película se embolsó durante su paso por las salas internacionales más de 463 millones, de los cuales 178 procedieron de su facturación estadounidense, lo que la sitúan como la cuarta película romántica más taquillera de la historia de Estados Unidos.

Temporada de premios: nominación al Oscar a mejor actriz para Julia Roberts. También arañó cuatro candidaturas para los Globos de Oro, traduciendo en premio el de mejor actriz. En el palmarés de la película se suman otras cuatro nominaciones a los Premios BAFTA, incluyendo mejor película y actriz (Roberts) y candidatura al Cesar como mejor película extranjera.

Una canción pegadiza: ¿sabías que se trata de una canción publicada en 1964? La canción que da nombre a la película es obra de Roy Orbison, quien había fallecido en 1988. Curiosamente, 'Oh, Pretty Woman', título original de la canción, fue utilizada posteriormente en otros filmes de la década de los 90 como ‘Dumb and Dumber’ (1994) y ‘Au Pair’ (1999).

Una banda sonora de ensueño: además del archiconocido 'Oh, Pretty Woman', el playlist de la película cuenta con otros temazos inmortales como el famoso 'It must have been love', del dúo sueco Roxette, o 'Wild women do¡, de Natalie Cole.

El “vestido rojo”: los amantes de la moda seguro que han caído rendidos ante el precioso vestido rojo que se enfunda Roberts en una de las escenas de la película, concretamente cuando acude a la ópera. Muchos definirán que es alta costura. ¿Tal vez un Valentino? Nada más lejos de la realidad, la prenda se compró a última hora en un mercadillo por...¡30 dólares!

Foto: Filmplicity

Foto: Filmplicity

Una escena improvisada: Richard Gere no pudo evitar gastarle una pequeña broma a su compañera de créditos. ¿Cuál? Aquella en la que le pilla los dedos con el estuche del collar. No estaba en el guion, pero la travesura y el grito de sorpresa de Roberts gustó tanto entre el equipo de rodaje que terminó siendo parte del metraje. A día de hoy es una de las escenas más recordadas de toda la película.

Una doble para Julia: el cuerpo atlético de la actriz le jugó una mala pasada en el cartel promocional de la película, donde sus delgadas piernas fueron sustituidas por las de la modelo Shelley Michelle.

Un rodaje 100% californiano: las grabaciones se llevaron a cabo en el estado norteamericano de California, inundando de cámaras y acción ciudades tan dispares como San Francisco o Los Ángeles, donde se rodaron las escenas de Beverly Hills y Rodeo Drive y del hotel Regent Beverly Wilshire.

Richard Gere y su amor por la música: eran los dedos de Richard Gere quienes tocaban las piezas del piano-bar que aparece en una de las escenas de la película. Lo que muy pocos sabrán es que no solo no necesitó doble para la escena sino que además interpretó una canción compuesta por él mismo.

Trío de ases: director y protagonistas repetirían tardes de charlas casi una década después de 'Pretty Woman' en 'Novia a la fuga' (1999). En 2010, Garry Marshall volvería a contar con Roberts en la película 'Historias de San Valentin'.

Foto: Paramount

Foto: Paramount

Ni hablar de secuela: aunque son muchas las voces que piden a gritos una secuela de la película prácticamente desde que nació la original, Julia Roberts ha afirmado por activa y por pasiva que se negaría a rodarla porque nadie quiere ver a “una prostituta de cuarenta años”.

Críticas negativas: no siempre llueve a gustos de todos y menos para una película de amor que muchas voces han tachado de machista y reaccionaria. Y es que para sus detractores más feroces, Vivien no deja en muy buen lugar a las mujeres actuales con un comportamiento donde el hombre alfa sigue dominando y oprimiendo los sentimientos del sexo opuesto.

Final alternativo: en el libreto original, el multimillonario pasaba de largo con su coche hacia el aeropuerto, olvidándose por completo de Vivien. Tal fue el descontento del público asistente al pase previo de la película que los estudios dieron marcha atrás, editando el final romántico que todos conocemos.

Foto: Fotogramas

Foto: Fotogramas

Una cuestión de altura: Es de dominio público que Julia Roberts es una actriz alta y claro, cuando tu 'partenaire' no es precisamente un jugador de baloncesto, pasan estas cosas: ella descalza durante prácticamente todas las grabaciones y él con alzas en los zapatos.

La peor película de Richard Gere: eso es lo que ha asegurado el propio protagonista, que ha llegado a dedicar las siguientes perlas a la película que lo convirtió en un sex symbol en la década de los 90: “La gente me pregunta acerca de esa película, pero la he olvidado. Se trata de una comedia romántica tonta. Hizo que ese tipo de hombres parecieran elegantes, lo cual estuvo mal. Afortunadamente, hoy en día, todos somos más escépticos”.

Su paso por la pequeña pantalla: Para las cadenas nacionales 'Pretty Woman' ha sido, es y será una apuesta segura en la parrilla. Las estadísticas no mienten: desde que el 2 de enero de 1994 se estrenara por primera vez en TVE, hasta el último pase del 19 de julio de 2014, la película ha sido disfrutada por los espectadores españoles un total de diecisiete veces. En su estreno en televisión en la 1 de TVE, en 1994, congregó a más de 9.000.000 de fieles. Y en el resto de ocasiones ha liderado su franja horaria, no bajando en ningún caso del 1.900.000 de espectadores y el 14% de share. Un récord que, a día de hoy, no ostenta ninguna otra película emitida repetidamente en nuestro país.

"Algunos sueños se hacen realidad, otros no, pero sigue soñando, esto es Hollywood" (Pretty Woman)

Publicidad

Comentarios

 

©Queda totalmente prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta noticia sin autorización expresa de la dirección de ahoraGranada
Publicidad
DÍA A DÍA
Desarrollado por Neobrand