lunes 27 mayo
GRANADA CF - MALLORCA | LA CRÓNICA  |   | Nacho Santana

Sin Molina no hay paraíso

El delantero rojiblanco anota un 'hat trick' en la victoria de su equipo ante el Mallorca · Antonio Puertas redondeó la goleada en el descuento

Jorge Molina celebra su segundo tanto, que daba la victoria a los suyos. Foto: Álex Cámara

Sin Molina no hay paraíso, pero con él sobre el césped las cosas son diferentes para el Granada CF. El delantero firmó un triplete para golear al Mallorca en un partido complicado tras la eliminación de Copa y espeso por minutos.

Los visitantes comenzaron ambas mitades del encuentro con más llegadas y siendo superiores. Sin embargo, el de Alcoy apareció en sendas ocasiones para anotar, rematando el resultado en el 90 con un tanto al que seguiría Puertas para redondear el marcador.

Comenzó el partido incómodo el Granada CF, con dudas tras la derrota ante el Mancha Real. El Mallorca aprovechó la circunstancia para rondar la portería de Maximiano una y otra vez, como un ave rapaz que estudia el entorno para buscar su presa.

Los 'bermellones' controlaron el ritmo del partido durante los primeros minutos y minimizaron a los locales, demasiado apresurados con los pocos balones que tocaron. Tuvo que mantenerse firme la defensa para evitar el tanto visitante.

A partir de los primeros diez minutos, el Granada CF cambió radicalmente de cara. Se asentó en el encuentro, reclamó el balón y encerró a su rival en campo propio gracias a las recuperaciones producto de la alta presión rojiblanca.

Los de Robert Moreno encontraron su hueco por ambas bandas y mediante el balón parado. Así, lograron materializar su superioridad tras un robo de balón de Luis Suárez. El colombiano ganó metros por el centro del campo y la dejó para Jorge Molina dentro del área, que definió con clase, al palo corto y fintando con el cuerpo al largo para engañar a Reina.

Jorge Molina, tras anotar el primer encuentro del partido. Foto: Álex Cámara

Poco duró la alegría en la casa del pobre. En la siguiente jugada, Jaume Costa centró por banda izquierda para Dani Rodríguez, que atacó sin marcaje en el segundo palo. Remató a placer el jugador del Mallorca, devolviendo el empate al marcador de forma inmediata.

Gozó de oportunidades para volver a ponerse por delante un Granada CF apresurado en exceso, con errores no forzados propios de la precipitación de un equipo necesitado de puntos y en dinámica negativa. A punto de 'cazar' esos puntos con un gol estuvo Suárez, que recogió el rechace de una volea de Machís con la portería vacía, pero lo mandó a las nubes.

Un cabezazo de Germán al larguero supuso la última ocasión de quilates para los rojiblancos en la primera mitad. El Mallorca volvió a asomarse en campo rival ante la permisividad en transición defensiva de los locales, que dieron alas a un rival prácticamente enterrado.

De la pasividad al júbilo

La segunda mitad comenzó como la primera, con un toque de pasividad en el conjunto de Robert Moreno, incómodo nuevamente ante la posesión rival en los primeros minutos. Solo Luis Suárez consiguió romper la dinámica con un disparo desde la frontal que se marchó desviado por poco.

Llegó el encuentro a la hora de partido, donde apareció nuevamente Jorge Molina para rescatar a los suyos. Centró por la izquierda Neva y remató en el segundo palo Machís. Tocó en un defensa el disparo y le cayó al '23' rojiblanco, siempre en el sitio correcto, que solo tuvo que mandar el balón a la red.

Se estancó el partido tras el tanto granadinista. Pasó a tener un ritmo ramplón, con jugadas con cuentagotas y pocas llegadas al área, protagonizadas la mayoría por los propios jugadores rojiblancos, más cerca del 3-1 que del empate.

Comenzó el momento de reservar efectivos. El técnico del Granada CF quitó a un Machís gris, aún de vuelta de lesión, para dar minutos a un Arias encargado de blindar la banda.

Cuando el partido parecía ya cerrado y con el minuto 90 cumplido, volvió a aparecer el de siempre para terminar de encarrilar la victoria y celebrar con júbilo un 'hat trick'. Recuperó en la frontal del área propia Milla, que tocó para Puertas. El de Benahadux cabalgó entre dos rivales para dejársela en la frontal a Jorge Molina, que disparó a la media vuelta por el único hueco disponible para cerrar el partido y salir ovacionado al ser sustituido por Butzke.

Puertas cerró la goleada. Foto: Álex Cámara

Tuvo tiempo aún de sumarse a la lista de goleadores Antonio Puertas. Tras ser padre recientemente, el '10' pudo celebrar su paternidad con un tanto en el primer palo a centro de Luis Suárez tras una falta en el centro del campo.

No dio tiempo para más tras el recital de goles en el que se convirtió la segunda mitad. Los rojiblancos golearon al Mallorca para sumar su cuarta victoria de la temporada y acercarse al objetivo de la permanencia.

Publicidad

Comentarios (1)

  1. Rai dice:

    Inconmensurable Don Jorge Molina !!!! Que grandes jugadores tenemos, y que mal gestionados, lo de sacar a Neva y Machis con el partido que estaban haciendo, da para un programa de Iker Jimenez. Nefasto entrenador tenemos.

©Queda totalmente prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta noticia sin autorización expresa de la dirección de ahoraGranada
Publicidad
DÍA A DÍA
Desarrollado por Neobrand
https://ahgr.es/?p=193288