jueves 15 abril
Opinión  |   |

Memoria emocional del 4D

Acaban de cumplirse 39 años de aquel histórico 4D en el que los andaluces nos echamos literalmente a la calle para cambiar nuestra tierra y de paso cambiar también España. Sin el 4D no habría habido 28F y sin embargo la primera es una fecha casi olvidada mientras que la segunda se ha entronizado como día de Andalucía.

El otro día, viendo un programa televisivo sobre aquel periodo histórico se activó mi memoria emocional. Mientras que la memoria siempre es selectiva, y a veces interesada, las emociones nunca pueden serlo. Porque a la verdad histórica se superponen siempre las emociones de quienes la vivieron.

Al hilo de la entrevista a las hermanas de Manuel J. García Caparrós, el joven asesinado aquel día en Málaga, fluyeron a mi mente los recuerdos de aquellos tiempos, las confusas noticias sobre lo sucedido, la enormidad de la movilización... Nuestra autonomía tiene un mártir, doble víctima, porque a su vil muerte se añadió el dolor del olvido.

Recordé también aquel día memorable en la plaza Bib-Rambla, en plena campaña del referéndum por la autonomía, en la que Rafael Alberti por fin pisaba Granada y, ante 15.000 personas emocionadas, recitó la “Balada del que nunca fue a Granada”. En ese momento una avioneta dejaba caer miles de panfletos de UCD contra la autonomía, algo posiblemente impensable en estos momentos y que hizo explotar al poeta con un “¡qué gran hijoputada!”.

Y aunque anterior en el tiempo, vino a mi mente una conferencia de Jordi Solé Turá, entonces dirigente del PSUC/PCE, aún en la clandestinidad, en el que, ante la sorpresa de la mayoría de los asistentes y la indignación de no pocos, vino a decir que Andalucía no tendría derecho a la autonomía, que solo correspondería a las nacionalidades históricas que ya lo tuvieron reconocido durante la II República. Afortunadamente tanto él como su partido cambiaron de opinión y resultaron ser luego unos de los máximos defensores de este derecho para Andalucía.

Eran tiempos en el que nuestra bandera transmitía esperanza en un tiempo mejor y el orgullo de un pueblo unido que deseaba ser protagonista de su futuro y que reclamaba conseguir una Andalucía como la que más (en palabras del profesor José Luis Serrano).

Y con su triunfo ante todas las trampas legales y políticas Andalucía cambió el mapa de España, el que se pretendía diseñar con la diferenciación de tres autonomías históricas y el resto de los territorios.

Ahora las circunstancias son distintas. Para muchos jóvenes, desconocedores de nuestra historia, la bandera es un símbolo institucional tras de la cual hay una administración anquilosada, gobernada siempre por el mismo partido, trufada por demasiados casos de corrupción y corruptelas y que, tras miles de millones de fondos europeos recibidos, no ha sido capaz de recortar significativamente el diferencial con otros territorios. Con récord de desempleo y de nuevo con la rémora de la emigración, ahora de nuestros jóvenes más formados.

Nuestra reivindicación hoy no difiere mucho de lo que cantaba entonces Carlos Cano, “…s'acabe el paro y haiga trabajo escuela gratis, medicina y hospital… Que güervan pronto los emigrantes…”.

Precisamente en Granada, las movilizaciones por la sanidad pública y los dos hospitales tienen mucho en común con aquellas manifestaciones por la autonomía, el orgullo de un pueblo unido y la esperanza de poder cambiar las cosas a mejor.

Hoy el debate en torno a la estructura territorial del Estado vuelve a estar abierto. Y los andaluces deberíamos, de nuevo, impedir que nos dejen al margen o nos quieran convertir en ariete para proyectos recentralizadores. Necesitamos, con nuestro universalismo, hacer oír nuestra voz, no contra otros, sino para liderar un nuevo país, garante de derechos, incluyente y seductor, del que nadie desee marcharse.

La bandera verde y blanca debe volver a ser referente de derechos y esperanzas.

Miguel Martín Velázquez
Colaborador de Ahora Sí

Publicidad

Comentarios

 
©Queda totalmente prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta noticia sin autorización expresa de la dirección de ahoraGranada
Publicidad
DÍA A DÍA
#AhoraGranada7Años
#AHORAGRANADA7AÑOS
1

Siete años de firme compromiso con las historias de Granada

'ahoraGranada' cumple su séptimo aniversario con la misma implicación del primer día para llevar a sus lectores los relatos de la actualidad de Granada y el Área Metropolitana, ya como un medio consolidado y arraigado con el territorio y que cada día eligen más ciudadanos para informarse

Desarrolado por La Sastrería