miércoles 14 abril
Opinión  |   |

Ojalá

Se acerca un nuevo Día Internacional de la Mujer y con él, el deseo de que, ojalá, no lo conmemoráramos más.

Porque este 8 de Marzo no es uno más. A las clásicas manifestaciones y reivindicaciones, siempre necesarias y siempre obligatorias, se le suma la convocatoria de una huelga general a iniciativa de los movimientos feministas y organizaciones sindicales. Esta es una iniciativa internacional, que pretende llevarse a cabo en más de 151 países, y que se produce como consecuencia de las decisiones coordinadas por las redes que generamos las mujeres y las organizaciones y asociaciones de las que formamos parte. Algo que, sin duda, empieza a inquietar a los sectores más reaccionarios de la sociedad. Ojalá abandonaran su oposición.

La huelga es laboral, por lo que desde los movimientos feministas se les pide a las mujeres que no acudan a sus puestos de trabajo. Es estudiantil, por lo que se les pide a las estudiantes que no acudan a sus clases. Es de consumo, por lo que se nos pide a todas que dejemos de consumir más que lo imprescindible. Pero también es de cuidados, por lo que se nos pide que ese día dejemos los cuidados del día a día en cualquiera de sus ámbitos. Cada mujer que se sume a la huelga de la manera que mejor entienda, porque es una decisión estrictamente individual; y cada hombre también, pero prioritariamente les pedimos que permitan que las mujeres la hagan.

Pero ojalá también les sirva a los hombres para reflexionar si pueden y, sobre todo, si quieren involucrarse en el logro de que la igualdad entre mujeres y hombres llegue a ser real. Ojalá que les sirva para reflexionar sobre por qué las mujeres no podemos tener las mismas oportunidades en ámbitos como el deporte, el cine o la ciencia. Ojalá que les sirva para reflexionar sobre por qué las manadas se creen con el derecho a acosarnos y a violarnos. Ojalá les sirva para que reflexionen sobre por qué la maternidad es un parón en la promoción de las mujeres y no así la paternidad. Que reflexionen sobre por qué piensan que somos de su propiedad y utilizan la violencia para someternos. Ojalá que les sirva para que reflexionen sobre cuál debe ser su posición y postura ante la discriminación que sufren las mujeres. Ojalá paren para todo esto. En una entrevista decía Octavio Salazar, profesor de Derecho Constitucional en Córdoba y conocido por su defensa del Feminismo, que “los hombres tenemos miedo al feminismo porque revela cosas de nosotros que no nos gustan”.

Ojalá, este 8 de Marzo, seamos capaces de cumplir con el objetivo: demostrar que, si las mujeres dejan de hacer todo lo que hacen en el día a día con poco o ningún reconocimiento, se para el mundo. Y especialmente en lo que tiene que ver con los cuidados, porque la responsabilidad de los mismos sigue recayendo casi exclusivamente en las mujeres.

Y hablar de este 8 de Marzo y de los motivos infinitos que tenemos para movilizarnos, me recuerda que hay quien no piensa igual, que hay quien no va a respaldar la huelga.

Al Partido Popular, en los temas que tienen que ver con la igualdad, nunca se le espera, porque para este partido tiene tan poca importancia que lo habitual es no molestarse ni en posicionarse tan siquiera en contra.

Pero esta vez, y con este 8 M, han debido ser tantas las ganas de manifestarse en contra, o tanto el miedo a la acción coordinada de los colectivos de mujeres en el contexto internacional, que hasta han elaborado su argumentario para que sus bases tengan las ideas claras. Un argumentario retorcido y equivocado dado que ni se ha molestado en leer o en comprender los motivos que han llevado a los colectivos feministas a proponer esta huelga.

Del texto molestan muchos aspectos. A mi especialmente lo ha hecho uno de los motivos para no respaldar la huelga: que es frívolo e irresponsable trasladar a una huelga general la violencia de género, tras el acuerdo mayoritario de fuerzas políticas, administraciones públicas y asociaciones de mujeres en el Pacto de Estado contra la Violencia de Genero. Un Pacto acordado para el que el Gobierno no ha sido capaz de mover un solo dedo encaminado a que alguna de las 26 medidas se pongan en marcha. Ni una.

Y otro de los motivos se plantea con la siguiente idea: Es una huelga que pretende romper nuestro modelo de sociedad occidental. Pues ojalá, porque hasta donde sabemos, el occidental también es un modelo patriarcal y desigual.

Olga Manzano
Parlamentaria andaluza por Granada del grupo socialista

Publicidad

Comentarios

 
©Queda totalmente prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta noticia sin autorización expresa de la dirección de ahoraGranada
Publicidad
DÍA A DÍA
#AhoraGranada7Años
#AHORAGRANADA7AÑOS
1

Siete años de firme compromiso con las historias de Granada

'ahoraGranada' cumple su séptimo aniversario con la misma implicación del primer día para llevar a sus lectores los relatos de la actualidad de Granada y el Área Metropolitana, ya como un medio consolidado y arraigado con el territorio y que cada día eligen más ciudadanos para informarse

Desarrolado por La Sastrería