domingo 16 junio
ASÍ ES MI ALCALDE | FUENTE VAQUEROS  |   |

"Nadie debe abanderar la figura de Federico porque haya nacido, vivido o muerto en ese lugar, es de todos"

José Manuel Molino (PSOE) destaca que el proyecto Universo Lorca dará "un nuevo impulso a Fuente Vaqueros" · Tras un año y medio en la Alcaldía asegura que los pilares de su gestión se han basado en "diálogo, cercanía y trabajo diario"

El alcalde de Fuente Vaqueros, José Manuel Molino, posa en el Paseo de la Reina de la localidad. Foto: Álex Cámara

Situada en la prima planta del Ayuntamiento, la Alcaldía es un continuo ir y venir de gente, de llamadas y pegadas en la puerta. Al entrar, la luz de un amplio ventanal conduce hacia una mesa en la que reina el orden. Adornos, los justos. Imprescindible, un rincón guardado a su vecino más ilustre. Federico García Lorca también está entre esas cuatro paredes. Después de un año y medio en el cargo y toda una vida de vocación política, José Manuel Molino (PSOE), tiene claro que su principal reto pasa por “buscar soluciones a los problemas de los vecinos”. Diplomado en Relaciones Laborales y trabajador en una empresa de transporte -en este momento en excedencia-, es el alcalde de Fuente Vaqueros desde el 26 de diciembre de 2017. A sus 40 años, sabe que su labor no acaba cuando sale del despacho, prefiere la calle y el contacto con sus paisanos.

Pregunta.- Desde aquel 26 de diciembre de 2017, cuando tomaba el bastón de mando de la localidad, ¿qué ha cambiado en Fuente Vaqueros?

Respuesta.- Es poco tiempo el que llevo al frente de la Alcaldía, si bien estaba dentro del equipo de gobierno anterior que tenía un programa electoral que cumplir, y hemos estado terminando muchas de las obras e infraestructuras que estaban pendientes. Creo que lo más importante era acometer la reforma del entorno lorquiano en el casco urbano, como la plaza del Teatro Municipal, la calle Manuel de Falla y todo el centro lorquiano.

También se han cambiado luminarias en calles del municipio y arreglado aceras que llevaban muchos años. Además, en este año y medio se ha intentado un acercamiento a la ciudadanía, por eso nos hemos reunido con muchos colectivos y asociaciones para tomar el pulso y sus inquietudes.

Igualmente, se ha continuado con los tres ejes de Fuente Vaqueros: Agricultura, turismo e industria. Años atrás se creó una cooperativa de socios y se está comercializando el espárrago con una marca propia de la localidad, y se pretende potenciar más cooperativas y ayudar a los agricultores de Fuente Vaqueros. Por otro lado, tenemos el polígono industrial. Creo que en un par de años va a ser uno de los mejores polígonos conectados con la GR43 y la A92 -recuperamos el enlace-. Además, llegará la segunda fase de la reforma del polígono con la mejora de la red de abastecimiento y se podrán instalar muchas más empresas que generen empleo. Por último, en estos meses hemos licitado un programa cultural y turístico, en el que se van a invertir cerca de 30.000 euros y que se presentará próximamente. La intención es que el turista se quede en Fuente Vaqueros, como mínimo, ese día con diferentes actividades. Todo ello, en conexión con el Patronato Federico García Lorca y la Casa Museo.

Una vocación "innata"
Nacido hace 40 años en el mismo pueblo que lo ha visto crecer tanto personal como políticamente, José Manuel Molino, lleva un año y medio al frente del Ayuntamiento, si bien ha estado cerca de siete como teniente de Fuente Vaqueros. Su vocación política, dice, es "innata", ya que se crió en una familia "de sangre socialista". "Mi padre fue concejal de Deportes con el primer alcalde socialista del pueblo y mi madre también participó en una candidatura. Yo me afilié al PSOE con 22 años y hasta hoy", explica con una sonrisa. Con el único propósito de ayudar a sus vecinos, tiene claro que lo primero son sus conciudadanos y después el partido. "Cuando desarrollas tu vida aquí y tienes la posibilidad de mejorar tu pueblo, es lo más gratificante", señala.

P.- Y personalmente, ¿qué ha cambiado?

R.- En lo personal, se vive de diferente manera cuando estás en la primera línea. Durante cerca de siete años, he sido teniente de alcalde y siempre cuando surgían problemas, la decisión final la tenía el alcalde. Ahora me toca a mí solventar los problemas. La responsabilidad es un cambio muy importante, si bien en mi área tomaba muchas decisiones y creo que eso me ha dado seguridad para seguir trabajando y, además, es algo que me gusta.

P.- En su discurso de investidura apelaba al trabajo, la cercanía y el diálogo, ¿se ha cumplido ese compromiso en este tiempo?

R.- Sí, se ha cumplido no sólo en este año y medio, sino en los cuatro de mandato. Hemos seguido en la misma línea de diálogo desde el primer día. Creo que el PSOE aquí en Fuente Vaqueros si goza de un gran apoyo es precisamente por eso, porque son muchos años en los que hemos demostrado la cercanía con la problemática de los ciudadanos.

P.- ¿Qué supuso llegar a la Alcaldía después del camino que trazó su antecesor, Francisco Martín?

R.- Siempre es un reto. Hace muchos años que estoy en política y en los dos últimos mandatos he estado en dedicación exclusiva. Supone un reto personal porque cuando uno vive en el pueblo que lo ha visto nacer y donde su familia es de aquí de siempre, coger una responsabilidad como esta siempre es una enorme satisfacción. El mejorar la vida de nuestros ciudadanos y del municipio es el reto que tenemos los alcaldes. A veces te puede dar vértigo, pero con trabajo y un buen equipo se pueden hacer grandes cosas.

P.- ¿Cuál ha sido la situación más complicada a la que ha tenido que hacer frente en este tiempo como alcalde?

R.- A nivel de gestión, me lo tomo con seguridad, no hay ninguna problemática. Si bien, la situación es más delicada cuando pasa algo que pueda afectar al municipio como por ejemplo la muerte de un vecino o cuando se produjo el desbordamiento del río Cubillas que afectó a muchos agricultores. Son situaciones ajenas a cualquier gestión del Ayuntamiento. Pero creo que ha habido una unidad de los grupos políticos del municipio y la prioridad es Fuente Vaqueros. Cuando caminamos de la mano todos los partidos en una localidad, independientemente de nuestras diferencias políticas, avanzamos mucho más.

P.- ¿Ha cambiado su percepción del pueblo ese cambio de cargo?

R.- La percepción no ha cambiado porque prácticamente estos años atrás era el encargado del personal, mantenimiento, PFEA... El contacto directo y el pulso de la calle lo sigo recibiendo. Creo que ahora mismo vivimos un momento político tranquilo y eso se agradece. Los vecinos saben que pueden contar conmigo para cualquier problema.

P.- ¿Considera que Fuente Vaqueros tiene el protagonismo que le corresponde por ser la cuna de Federico García Lorca?

R.- Es un tema que lleva muchos años vigente. Fuente Vaqueros siempre ha tenido el protagonismo y lo va a seguir teniendo. Es la cuna de García Lorca, independientemente de los lugares lorquianos que haya en la provincia. Lo que ocurre es que cada municipio anteriormente hemos estado trabajando para dar protagonismo a nuestros pueblos. La iniciativa de la Diputación, a través del Patronato Lorca, creo que es una de las demandas que tenía Fuente Vaqueros: Unificar todo el universo lorquiano. Nadie debe abanderar la figura de Federico porque haya nacido, vivido o muerto en ese lugar, es de todos. Esto va a ser un impulso bastante importante que supondrá una mejora para todos.

Sí es verdad que otros municipios que gestionan sus recursos en torno a Federico García Lorca, se pueden visualizar algo más. Creemos que con el proyecto cultural que tenemos ahora y la colaboración del Universo Lorca se le va a dar un nuevo impulso a Fuente Vaqueros.

P.- ¿Cree que hay instituciones que se aprovechan de estas circunstancias?

R.- No, creo que cada administración dentro de su espacio lo intenta hacer lo mejor posible y difundir la obra de Federico dentro de sus competencias. No creo que nadie se esté aprovechando, al contrario. En los últimos tiempos al contrario.

P.- ¿Son los cortes de luz uno de los principales problemas a los que ha tenido que enfrentarse durante su mandato?

R.- Sí es verdad que los cortes de luz es un tema que se dilata en el tiempo, ya que hay épocas en las que son más frecuentes y en otras no. A partir de que nos pusimos en contacto con la dirección de Endesa, hubo un compromiso para la mejora de las instalaciones con una inversión cercana a los 200.000 euros. En el tiempo que llevo de alcalde, es verdad que ese compromiso se ha ejecutado en varias zonas del municipio con soterramientos de líneas. Ha mejorado algo el tema de los apagones, pero continúa sin erradicarse. Seguiremos trabajando para mejorar y acabar con los microcortes.

Molino, en uno de los momentos de la entrevista. Foto: Álex Cámara

P.- ¿Es Fuente Vaqueros un pueblo seguro?

R.- Sí, totalmente. Creo que no hay diferencia con otros municipios de la comarca. Contamos con un equipo de policías locales que son muy buenos. Estamos intentando cubrir todos los turnos de Policía Local.

Hay que diferenciar la seguridad del municipio, que es competencia de Guardia Civil, de las conductas incívicas, que no tienen nada que ver. Además de aumentar esos turnos, hemos contado en este último año y medio con la colaboración y compromiso de la Subdelegación de Gobierno y en cuanto hemos necesitado más refuerzos se han visto. También a través de las cámaras de vigilancia se pretende controlar el tráfico y esas conductas que no son las más apropiadas. Siempre hay que seguir trabajando en esta materia.

Actualmente, Fuente Vaqueros tiene cinco policías locales y nos gustaría ampliar la plantilla con dos agentes más porque intentamos cubrir de lunes a domingo, mañana y tarde. A día de hoy lo estamos haciendo, pero con la colaboración de la Policía Local de Maracena o Cijuela. Aunque la competencia de la Subdelegación, evidentemente no se cubren las expectativas en el municipio de tener una patrulla de la Guardia Civil cercana. Es por eso que vamos a seguir invirtiendo para mantener la convivencia y el respeto.

P.- ¿Hay algún proyecto que se quede en el tintero?

R.- Sí, la guardería municipal. Es un proyecto que está hecho, se va a financiar a través de los Planes de Obras y Servicios de dos anualidades de la Diputación de Granada y se va a realizar dentro del recinto escolar, donde todos los trámites están hechos. Lo único que falta es la aprobación por parte de la Consejería de Hacienda de la Junta de Andalucía. Estamos esperando esa contestación y, en el momento que la tengamos, empezaremos a ejecutarla. En el caso de que la respuesta fuese contraria, estudiaríamos las posibilidades que tenemos, pero no renunciaríamos a ese proyecto. Espero que en los próximos cuatro años, Fuente Vaqueros pueda disponer de una guardería municipal.

P.- El delegado de la Junta, Pablo García, ha asegurado que la administración autonómica ejercerá sus competencias en cuanto a la depuración de las aguas residuales. Como alcalde investigado por la Fiscalía, ¿está usted tranquilo?

R.- Estoy muy tranquilo porque el trabajo del municipio está hecho desde hace mucho tiempo. Como pueblo pequeño, Fuente Vaqueros tuvo que entrar en el Consorcio Vega-Sierra Elvira porque hay ciertas inversiones que, por el número de habitantes, no podemos hacer. El Consorcio ya tiene consignados en torno a los 700.000 euros, que es la parte que le corresponde a esta localidad, de inversión para los colectores municipales. Estamos a la espera de que la Junta realice el proyecto técnico sobre cuál es el colector general y dónde se ubicará la depuradora. Hasta que la Junta no haga la inversión, nosotros no podemos acometer nuestra parte. Desde que se firmó el convenio con la administración autonómica y se declaró que era una obra de interés autonómico, llevamos esperando más de una década. Evidentemente, somos los alcaldes los investigados porque tenemos esa competencia, pero quien realmente tiene la responsabilidad, después de una década, de no hacer el trabajo que debería de hacer es la Junta.

A día de hoy, legalmente Fuente Vaqueros, aunque quisiera, no podría hacer una depuradora ni tampoco ejecutar las obras que le corresponden porque no disponemos del proyecto técnico. Es un galimatías jurídico en el que somos los alcaldes a quienes ponen en el punto de mira, pero que hay una parte de responsabilidad de la Junta.

P.- ¿A qué cree que se debe esa "inacción"?

R.- Sé que por parte de la Delegación de Medio Ambiente se ha trabajado intensamente estos últimos años porque había un macroproyecto. No entiendo porqué en los años anteriores no se llegó a acometer ese proyecto. No sé si obedecía a directrices a nivel autonómico en cuanto a las inversiones del canon, pero es verdad que la provincia de Granada es en la que peores circunstancias nos encontramos. Necesitamos, por el bien de todos, depurar las aguas del municipio y cumplir con la normativa europea.

P.- ¿Cuál cree que es el futuro de Fuente Vaqueros?

R.- El futuro de la localidad tiene que caminar afianzando el turismo y la cultura, que supondría una fuente de ingresos para los negocios del pueblo; la agricultura, ya que se puede comercializar más de un producto; y el desarrollo del polígono industrial, terminar con las obras de saneamiento y que de una vez por todas llegue el agua potable y se puedan instalar más empresas.

P.- ¿Y piensa que ese camino lo hará de su mano?

R.- Sí, estoy plenamente convencido. Tengo un equipo de gente muy preparado que cree en su pueblo. Pondremos todo el esfuerzo posible para que esos tres ejes fundamentales sean una realidad en el pueblo en estos cuatro años.

P.- ¿Su futuro político se llama Fuente Vaqueros?

R.- Sí, sin lugar a dudas. Mi futuro político es esta localidad y, a día de hoy, me veo aquí. Mientras quieran tanto los vecinos como mi partido, seguiré al frente de Fuente Vaqueros.

Publicidad

Comentarios

 
©Queda totalmente prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta noticia sin autorización expresa de la dirección de ahoraGranada
Publicidad
Diseño Web La Sastrería