viernes 3 abril
Entrevistas aG  |   | Noelia S. Lorca - Luis F. Ruiz | Fotos: Álex Cámara

"Granada tiene que acometer la peatonalización del Centro y para ello será necesario un gran acuerdo"

El alcalde de Granada, Luis Salvador, apuesta porque la capital y el Área Metropolitana vayan de la mano en grandes proyectos · Cree que habrá presupuesto en enero y mantiene su postura respecto al pacto de Gobierno con el PP

Luis Salvador, en la mesa presidencial del Salón de Plenos del Ayuntamiento de Granada

La mañana del 15 de junio de 2019 Luis Salvador fue investido alcalde de Granada contra todo pronóstico. El PP y Vox dieron al candidato el apoyo necesario para investirlo regidor municipal con cuatro concejales. Después de un comienzo de incertidumbre con su socio de Gobierno, las dudas han dado paso a los proyectos y trabajo diario que ahora repasa en esta entrevista con ahoraGranada al cierre de este 2019.

Pregunta.- Qué balance hace de este 2019 en lo personal y en lo político, ¿imaginó que acabaría el año como alcalde?

Respuesta.- Desde el 15 de junio sí, pensaba que iba a terminar siendo alcalde. La política da muchas vueltas y pasar del Congreso de los Diputados a encabezar la candidatura a la Alcaldía de Granada y terminar siendo el alcalde, en ese intervalo de tiempo era difícil saberlo.

P.- La noche electoral los granadinos le otorgaron los mismos concejales que en 2015, ¿qué cree que falló para no aumentar la representación?

R.- En primer lugar, creo que no haber sido candidato antes porque en una candidatura de unas Elecciones Municipales tienes que trabajarla con un año de antelación, el no haber podido entonces hacer campaña conectando con todos los colectivos, asociaciones durante ese período y el no haber hecho tampoco ninguna campaña de comunicación o buzoneo que es lo que sí han estado haciendo las personas que competían con nosotros.

Cuanto tú pasas a ser candidato justamente una semana antes, en un intervalo que se recuerde que estábamos con Elecciones Generales, Semana Santa, inmediatamente después entró la candidatura, presentamos un proyecto que hicimos cuatro grandes actos que estuvieron todos llenos de sociedad civil y cualquiera de los que estaban en esos actos veía que el resultado iba a ser importante y el proyecto potente.

A partir de ahí, llegar al cien por cien de los granadinos es un trabajo que para el que hace falta mucho más tiempo, patearse la ciudad mucho más y conseguir trasladar el proyecto a todo el mundo. Llegamos a los prescriptores de la ciudad, a saber que había un gran proyecto que era el de Ciudadanos, pero no llegamos hasta el último rincón.

"De todas las combinaciones posibles que existían la única que daba 14 era si yo encabezaba esa opción"

P.- ¿Qué error cree que se cometió en la negociación de la investidura y no volvería a repetir?

R.- En esos días se cerraron entre las direcciones de Cs y PP más de 200 acuerdos, donde muchos necesitaban también de un refuerzo de votos de otros partidos, principalmente Vox, para completar gobiernos. Después de jornadas frenéticas desde las direcciones nacionales cerrando acuerdos, todo se dio como se podía dar. A partir de ahí, en el acuerdo de Granada, siempre dije en la campaña algo que pasaría en ese momento desapercibido pero después no ha sido así, y es que sería alcalde quien conseguiría sumar ese día 14 concejales que es la mayoría absoluta del pleno. Y de todas las combinaciones posibles que existían, de los candidatos cabeza de cartel, la única que daba 14 era si yo encabezaba esa opción y eso es lo que se cerró en el acuerdo entre las direcciones nacionales de Cs y PP.

P.- A día de hoy, su socio de Gobierno Sebastián Pérez es el único que defiende el 2+2, ¿qué fue lo que realmente pasó aquel sábado y a qué cree que obedece la polémica creada?

R.- Prefiero mirar para delante en este sentido, los partidos somos jerárquicos en el sentido de que ya lo dijimos al principio cuando nos preguntaban cuáles iban a ser las políticas de pactos. Hay una comisión de pactos provincial que suministra la información a la regional y esta a la nacional y a partir de ahí se cerraron todos los acuerdos. Lo que pasó es la negociación de las direcciones y nada más.

La polémica a este respecto la tendrán que preguntar a quien la genere, por mi parte no existe ninguna polémica. Hay un acuerdo de las dos direcciones, que está dentro de esos 200 acuerdos. Todos ellos se mantienen y se van a mantener en esa base. Es un tema que no voy a alimentar más porque esa inestabilidad nunca ha procedido de declaraciones mías y tampoco tengo ningún interés en seguir alimentando algo que se basa en un acuerdo.

P.- ¿Será alcalde Sebastián Pérez en junio de 2021?

R.- Tendrían que pasar muchas cosas. En política nunca sabemos qué va a suceder, eso lo vivimos en el mandato pasado donde empezamos con un acuerdo con José Torres Hurtado y terminamos con ocho concejales solo siendo alcalde por temas de corrupción Francisco Cuenca...

Salvador, en un momento de la entrevista con ahoraGranada

P.- Dicho de otro modo entonces, ¿va ceder Cs la Alcaldía de Granada al PP en 2021?

R.- Cs solamente va a respetar el acuerdo que tienen nuestras direcciones.

P.- En cuanto a la oposición, ¿cómo califica el papel del líder del PSOE, Francisco Cuenca, en este tiempo?

R.- Absolutamente destructiva, negativa y ruin porque, en primer lugar, comenzó incumpliendo el traspaso de información para saber en qué estado estaban los proyectos importantes de la ciudad y a la semana siguiente se cerró en banda y no hubo ningún traspaso. En segundo lugar, nos dejaron el camino lleno de muchas pequeñas trampas, de políticas que iban a decaer, que iban a tener problemas. El World Padel Tour fue algo a lo que el PSOE renunció en mayo, de facto cuando lo sacaron de la programación del Palacio de Deportes y, al mismo tiempo, dijeron no tener interés en llevarlo adelante, no había ningún interés y nos están acusando permanentemente de no haberlo hecho.

Ha habido muchos temas que nos hemos encontrado en el camino y que estaban pensados para que este equipo de Gobierno se estrellara. Los hemos ido detectado y corrigiendo. Parece absurdo que haya una persona como Francisco Cuenca que fue alcalde con solo ocho concejales, yo fui alcalde con 11 ediles -cuatro de Cs, siete del PP, además del apoyo de tres de Vox- y siga queriendo actuar todavía como si fuera regidor municipal y pidiendo reuniones desleales a instituciones como el Puerto de Motril, Sierra Nevada o el Aeropuerto y a cada sitio donde va sale haciendo declaraciones que no decía cuando era alcalde.

Cuenca no dio ni un solo día de cortesía, desde el primer minuto se tiró al monte, ha estado trabajando en sembrar inestabilidad permanentemente y cualquier excusa les es válida, les da igual mentir o no. Ha metido cizaña con todo, incluso con elementos que siempre habían estado fuera del debate político. Está en el monte, sigue intentando aparentar ser alcalde, que no lo es, y cuando baje del monte que haga una oposición constructiva si es capaz en este mandato.

P.- ¿Le genera algún inconveniente o problema esta situación como alcalde que es usted?

P.- A mí no me genera ningún problema esta situación, pero sí genera cierta distorsión. Si hay un portavoz de un grupo municipal que se va a entrevistar con el presidente de la Autoridad Portuaria de Motril es una disfuncionalidad porque no tiene ninguna representación provincial. No tiene ningún sentido, cualquier que lo vea entiende que está cerrando un acuerdo. Todas las reuniones que ha mantenido de ese estilo han sido aparentemente para una toma de contacto y, cuando ha salido, ha hecho declaraciones intentando hacer política contra el equipo de Gobierno del Ayuntamiento, un gobierno que es el mismo que hay en la Junta de Andalucía. Ha utilizado las mismas instituciones de la Junta para luego hacer una visión de oposición. Para mí más que incomodidad, entiendo que está fuera de lugar y distorsiona la opinión pública porque no deja un mensaje nítido.

"En enero es más que probable que esté el presupuesto cerrado"

P.- Uno de los retos de este Ayuntamiento es sacar adelante unos presupuestos después de cuatro ejercicios, cinco en 2020, ¿será capaz este Gobierno de sacar las primeras cuentas en 2020?

R.- Seguro. En enero es más que probable que esté ya el presupuesto cerrado. Va a haber presupuesto en Granada en 2020 haciendo todos los esfuerzos necesarios, dada la situación económica del Ayuntamiento, y se van a hacer. La ciudad no resiste más tiempo sin presupuesto.

P.- ¿Qué líneas van a seguir esas cuentas?

R.- El problema que tenemos es que tenemos un plan de ajusta al que obligatoriamente debemos responder. Hay que cuadrar ingresos y gastos en un Ayuntamiento que por sistema es deficitario, lo ha sido durante todos estos años, y eso significa tener que recortar en todas las partidas presupuestarias de todo el Consistorio. Si añadimos dónde está el pago a proveedores, la cantidad de sanciones que han ido llegando, procesos judiciales anteriores cada sanción millonaria que llegaba hacía falta reajustar el presupuesto y si era una sanción de cuatro millones repartir eso en una rebaja entre todas las áreas. Eso ha supuesto una distorsión importante.

Lo que estamos haciendo es pasar deuda a proveedores a deuda financiera para poder pagar a las personas que han suministrado a este Ayuntamiento y tener actividad económica y cobrar.

P.- ¿Cómo espera conseguir los tres votos que le faltan para aprobar el presupuesto?

R.- Podría decir que estoy seguro de que, probablemente, va a haber más de tres votos, pero que van a estar los votos suficientes con mayoría absoluta para aprobar el presupuesto no me cabe la menor duda. Ningún partido puede votar en contra de estos presupuestos después de no tener unos desde 2015 y cuando son presupuestos que se van a exponer transparentemente a todo el mundo y que todos van a ver que son las cuentas posibles que puede tener el Ayuntamiento de Granada.

A partir de ahí, si será por unanimidad o solo 14 votos dependerá del sentido de la responsabilidad de los partidos. Hay partidos que probablemente que si ven que están los votos para aprobarlos quieran hacer un gesto de cara a su electorado de que ellos no lo apoyan o se abstienen, pero no dejaría de ser cosmético. No hay ningún partido que tenga la legitimidad moral para tumbar en 2020 unos presupuestos con el único equipo de Gobierno que va a poner unos presupuestos encima de la mesa que, además, se adaptan a la realidad de la casa.

Salvador está convencido de que a comienzos de año habrá nuevas cuentas municipales.

P.- En ese sentido, ¿habrá una negociación con Vox para incluir alguna propuesta suya en los presupuestos?

R.- Siempre tenemos que consultar a Vox porque son el partido que dio la mayoría absoluta para que hoy este equipo de Gobierno pueda estar transformando Granada. Siempre hay que intentar cerrar un acuerdo con ellos y con planteamientos razonables, teniendo en cuenta que la política local es una política que tiene que ver con el día a día de los granadinos y ahí nos vamos a poner de acuerdo sin ningún problema.

P.- Una de las polémicas surgidas en los últimos días ha estado vinculada a los fondos europeos, ¿en qué punto queda esta situación?

R.- Paso uno, se aprobó en una Junta de Gobierno local y se notificó al Ministerio de Hacienda el desistimiento de esos fondos europeos por poner en riesgo las arcas municipales, dadas sus características. Si hubiésemos sido un Ayuntamiento con tesorería no habría problema, pero este no podría permitirse aportar un dinero que no tiene. Después se aprobó una moción que se aprobó en el pleno y se notificó como es reglamentario al ministerio, lo cual no cambia en nada el acuerdo de la Junta de Gobierno y, por tanto, el desistimiento continúa. A partir de ahí, solamente habrá que decirle al ministerio que esa moción es inviable porque los estudios lo mantienen, por lo que la moción no tiene aplicación y el desistimiento que ya se hizo en su día es el que continúa.

P.- ¿Cómo queda Manuel Olivares en el Gobierno local a raíz de esta polémica?

R.- Queda como estaba. Hay un equipo de Gobierno en el que todos tienen sus responsabilidades. Manuel Olivares es uno de los tenientes de alcalde del Ayuntamiento de Granada, tiene toda la confianza del alcalde y está haciendo un buen trabajo en las políticas que le corresponde. La situación de Olivares es la misma que era el día que cerramos el acuerdo de gobierno.

Si alguien tira de hemeroteca no podrá encontrar ninguna palabra de reproche mía a ningún concejal del Ayuntamiento. En las reuniones que tengamos como cualquier equipo de Gobierno, como las que tengamos en los partidos, podemos decirnos y comentarnos lo que entendemos cada uno porque es lo normal.

P.- ¿Se va a gestionar el Parque de las Ciencias desde Sevilla?

R.- No. En primer lugar, en 2018, el PSOE en el gobierno de la Junta de Andalucía y en el Ayuntamiento de Granada ya acordó el cambio que ahora mismo se va a llevar a efecto. El PSOE que está muy callado ahora fue el que aprobó que este cambio se hiciera. El decir que grabar los datos de las facturas para tener un control de gasto es quitar la gestión al Parque, me parece una absoluta exageración y creo que no estamos echando un vistazo a todos los agujeros negros que hay en toda Andalucía, en los consorcios públicos y todo tipo de administración paralela.

Lo único que hace la Junta de Andalucía es que hay un programa informático donde todos los consorcios y las agencias públicos el año que viene van a tener que grabar sus gastos para que tengan constancia de ellos. Es un control de gasto y eso en una comunidad donde hemos tenido los ERE y focos de corrupción muy grandes por un descontrol absoluto del conjunto de la administración.

P.- ¿Por qué cree que ese mensaje está calando en parte de la sociedad granadina?

R.- Cala porque a cualquier persona que se le diga que algo que quieren los granadinos y se lo puede llevar Sevilla ya genera una reacción inmediata de una parte de la sociedad muy importante. Si además se trata del Parque de las Ciencias y si haces ver que corre peligro pues automáticamente hay una eclosión de apoyo absoluto al museo y que Sevilla no nos quite más, porque en Granada nos han quitado mucho permanentemente.

" El conectar el Cinturón con la ciudad y hacerlo con un transporte eficiente y sostenible es una prioridad"

P.- Sobre otra cuestión que depende de la Junta de Andalucía, el Metro de Granada: ¿Cree real la posibilidad de que pase por el Centro o aboga por otra alternativa?

R.- El Metro es una responsabilidad de la Junta, entonces nosotros podemos plantearle alternativas y darles nuestra visión. Entre las distintas visiones, una de ellas es la posibilidad del Metro por el centro y otra es la de completar líneas de transporte metropolitano que unan a los municipios del 'Cinturón' con Granada. A partir de ahí, la Junta está desarrollando un plan de movilidad integral de todo el Área Metropolitana, incluyendo Granada, estamos en contacto permanente y ya se ha propuesto empezar a trabajar para poner en marcha una serie de lanzaderas que vengan desde los municipios.

Algo que para nosotros es prioritario porque ello significaría que menos vehículos entren en Granada y que tengamos un transporte realmente sostenible y eficiente. Por tanto, en este momento, hay que completar esas líneas por el Área Metropolitana, independientemente de que a futuro también el Metro por el Centro pueda ser una alternativa.

P.- En el primer trimestre de 2020 la Junta de Andalucía va a definir por dónde comenzará esa ampliación del Metro, ¿es una opción real de que arranque por el Centro de la ciudad?

R.- Creo que va a comenzar por las lanzaderas con los municipios del Área Metropolitana. Eso evita que vengan vehículos a Granada. El conectar el Cinturón con la ciudad y hacerlo con un transporte eficiente y sostenible es una prioridad. Que el Metro pase por el Centro también, pero se desarrollará cuando se tenga que desarrollar, pero en este momento es prioritario, de acuerdo con la propia Junta, la conexión con los municipios.

P.- En cuanto al AVE, ¿qué alternativas baraja para plantear la integración del tren?

R.- Aquí intentaron crear una polémica cuando dije que el Gobierno pague el 100% de la integración como ha hecho en muchas otras ciudades españolas. Granada ha tenido cinco años de incomunicación, un castigo insuficiente para que el Gobierno compense y más a un Ayuntamiento con un problema económico y que no puede afrontar su parte. Habrá que preguntar cómo está ese estudio cuando deje de estar en funciones. La propia Junta de Andalucía también trabaja en un estudio también. Debemos verlos y buscar la mejor fórmula para Granada. A partir de ahí otra cosa distinta es ver quién lo paga. La idea es que lo haga el Gobierno de España. Tenemos muchos motivos.

El cómo se haga es lo que debe venir en los informes del Ministerio y de la propia Junta de Andalucía. Cuando nos presenten los estudios a partir de ahí podemos opinar. Lo ideal es que el AVE entre soterrado a Granada.

Salvador, en su despacho, junto a los directores de ahoraGranada

P.- Comentaba de quitar coches de la ciudad, ¿qué medidas plantea para evitar la contaminación?

R.- El Metro es una opción. Por otra parte se está trabajando para seguir presionando y que lo antes posible esté terminada la Segunda Circunvalación. De esos 150.000 vehículos alejaría una parte importante. También culminar las VAUS que ya está la Junta trabajando en varias de ellas, que no se habían acometido ninguna de ellas. Son fundamentales para conectar con la Segunda Circunvalación. Se está trabajando para parkings disuasorios en la entrada de la ciudad e intercambiadores de transporte que permitan coger transporte público y poder moverse sin tener que hacerlo con el vehículo privado.

También tenemos que renovar con la flota de autobuses, que habrá que abordarlo en la nueva concesión. Trabajamos para que en Granada se instale un observatorio de laboratorio de movilidad abierta para otras alternativas. Se está haciendo una normativa que prime a los vehículos eléctricos sobre contaminantes, favorecer el desarrollo y buscar el modelo ideal de movilidad.

Del mismo modo debemos plantearnos entre todos y buscar un consenso ciudadano muy grande, porque siempre que ha habido una medida muy importante siempre ha habido una negación de una parte importante de la sociedad aunque luego todo el mundo la haya visto bien. Véase la Circunvalación actual, hubo muchas manifestaciones en contra que hoy nadie lo haría. Granada tiene que acometer la peatonalización del Centro y eso tenemos que hacerlo del acuerdo entre todos los grupos políticos y entre todos los actores el Observatorio de la Movilidad y de muchos sectores sociales. Tenemos que decir qué tipo de ciudad queremos, y si la queremos sostenible, medioambiental, aparte de hacer cuestiones de cara a la ciudad verde, una parte importante es la peatonalización del Centro, en la que tengamos que llegar a un gran acuerdo para dar ese paso.

P.- ¿Esa peatonalización implica Gran Vía, Reyes Católicos, Ganivet o Recogidas?

R.- El Centro es el Centro. Lo que hace falta es cerrar el acuerdo entre todos y también con comerciantes. Todos lo que es el Centro y peatonalizar el Centro todo el mundo sabe lo que significa. Solo se puede peatonalizar lo que no está peatonalizado, zonas que no lo están. Hay que cerrar un gran consenso antes de dar pasos, es la única forma de hacerlo antes de que tenga una aceptación importante antes de que quien lo haga asuma un coste unilateralmente, a partir de ahí se pongan en contra la gran mayoría y luego dentro de unos años toda la ciudad esté disfrutando. Prefiero que lo hagamos juntos, antes de que nadie dé unilateralmente un paso por bueno que sea para Granada.

P.- ¿Cuándo tiene previsto abrir ese debate?

R.- Estamos en los seis primeros meses de este mandato de cuatro años. Tenemos un proyecto a doce años con corto, medio y largo plazo. En este momento acometemos distintas prioridades, como Granada 2031, después tendremos otras prioridades con Granada Human Tech, toda la parte de tecnología que reforzaremos; estamos poniendo los cimientos para una ciudad verde con un carácter importante y en todo esto avanzamos en estos caminos. El tema de las normativas para los vehículos se está trabajando ya, como en cambiar la flota, el transporte metropolitano, los planes de movilidad… Poco a poco se irá avanzando hasta dar pasos más definitivos para impulsar políticas más concretas.

" Las propuestas deben consensuarse con la sociedad granadina antes de dar según qué pasos"

P.- ¿Cuándo tiene previsto materializar la limitación a 90 kilómetros por hora en la Circunvalación, si es que se va a hacer?

R.- Eso no lo sé, hay que solicitarlo. Está dentro de las medidas que baraja el concejal delegado del Área, César Díaz. No es una cuestión inminente de hoy para mañana, puede tardar un mes, tres, seis o un año. Son los ritmos que lleve el área delegada.

P.- ¿También se trabaja en limitar a 30 kilómetros por hora casi toda la ciudad, como planteaba el Gobierno anterior?

R.- Lo que primero estamos haciendo es moviéndonos y actuando. Hay que activar el Observatorio de la Movilidad, que ya se está haciendo, en el que están todos los actores. Las propuestas deben consensuarse con la sociedad granadina antes de dar según qué pasos.

P.- La concesión de transporte público en Granada capital, ¿es partidario de recuperar la gestión municipal de este servicio?

R.- He visto cómo el Ayuntamiento de Málaga va a recuperar la limpieza de la ciudad, pero lo hacen porque tienen mucho dinero en tesorería. Yo invito a un concurso de ideas a que me diga cualquier granadino o economista de dónde sacamos el dinero para remunicipalizar una empresa. El Ayuntamiento de Granada si tenía dificultades para sacar un proyecto de empleo por ‘x’ millones de euros, pues imagínese para remunicipalizar un servicio del estilo del transporte público o el de la limpieza.

P.- En cualquier caso, ese nuevo contrato, el del transporte, ¿tendrá algún eje o petición fundamental para las empresas que aspiren a concursar?

R.- En el último pleno se aprobó la creación de una comisión de transparencia que tiene que ver con los pliegos de los grandes contratos. Debe constituirse en el próximo pleno y debe ayudar a mejorar los pliegos, sacarlo al mercado y que nos hagan propuestas de las empresas de manera que podamos hacer algo transparente sino para buscar las mejores soluciones e iniciativas de los futuros concursos de la ciudad y que esta sea la gran beneficiada.

P.- ¿Qué supone la creación de una Oficina Metropolitana en el Ayuntamiento de Granada?

R.- Voy a poner un ejemplo. El 8 de enero mantendré un encuentro con los alcaldes de Albolote, Alhendín, Escúzar y Ogíjares. En esa cita hablaremos para poder traer empresas a Granada y dado que las limitaciones de suelo que hay, es importante ellos tienen muchos metros cuadrados para albergarlas. Quiero traer empresas en Granada y si no puede ser en la capital y está en Alhendín, sigue estando en Granada y beneficia al desempleo y dando ocupación.

Como alcalde intentaré llegar a acuerdos con muchos municipios del Área Metropolitana, qué mejor que haya una oficina para poder conectarse y las problemáticas que nos afectan a todos. Hay que trabajar muy coordinadamente y hacerlo al margen de siglas de partidos. Si cada partido mira qué municipios gobierna entonces hay una mala concepción de lo que hay que hacer, que es mirar a los ciudadanos y la mejor definición del mapa del Área Metropolitana y todas las políticas que le afectan.

Salvador considera clave la unión de Granada y su comarca metropolitana para avanzar en grandes proyectos.

P.- En esa visión ya se ha producido la división. En el primer intento que hizo por reunirse con el tema del Medio Ambiente hubo 22 alcaldes que no asistieron, casi todos del PSOE.

R.- Eso lo convocó la concejal de Medio Ambiente y no sé cómo se hizo esa convocatoria. En cualquier caso hace falta avanzar en la cultura del entendimiento dentro del municipalismo. Soy miembro de la Junta de Portavoces y de la Junta de Gobierno de la Federación Española de Municipios y Provincias, allí estamos alcaldes de distintas sensibilidades y trabajamos por el interés general del municipalismo. Hay representación de todos. Miramos el interés general del municipalismo, es lo que hay que hacer en el Área Metropolitana, buscar el interés general.

P.- ¿Por qué considera que no está integrada en la sociedad la visión metropolitana conjunta del ‘Cinturón’ y la capital?

R.- Por lo que hemos hablado. En la etapa del bipartidismo PP-PSOE solo cabía estar en contra de lo que estaba el otro. Cada uno sumaba sus alcaldías para su propio partido. Bastaba con que alguno planteara algo para que el otro la negara. Pero eso pasa con todo en la política municipal. Por eso digo que el ámbito municipal hay que sacarlo de esa brega. Hablamos de prestación de servicios. Las familias de Granada hay muchas en las que los padres viven en la capital y sus hijos viven en el Área Metropolitana y la familia se siente integrada en Granada. Cada uno vive donde quiere y puede, tenemos que dar respuesta a esa área cuando se trata de más de medio millón de habitantes donde vivimos.

P.- Granada 2031 es su gran ‘ambición’, ¿qué pasos se van a dar en 2020?

R.- Quiero recordar que el gran quejío que teníamos los granadinos es que siendo una ciudad infinitamente más cultural que Málaga, la capital de la Costa del Sol nos había adelantado. Eso es una obviedad que la habíamos oído de boca en boca. Si somos una ciudad mucho más cultural que Málaga, si tenemos un público que accede a todos los eventos culturales y tenemos una programación bastante buena, por qué habíamos perdido ese cetro. Granada 2031 es una excusa para recuperar ese liderazgo cultural que había tenido Granada. Nos hace competir por una capital europea, tener muchos más aliados para que se fije en Granada como foco de la cultura.

Este año que comienza vamos a trabajar en la mejora de la programación interna para ofrecer mejores programas de quienes quieran acceder a la Cultura en Granada. Por ejemplo el Festival Iberseries es una iniciativa que va a mejorar los contenidos y el ser un foco de atención en todo el mundo durante esa semana de mayo. Trabajamos en dos festivales más de temáticas distintas que queremos atraer para completar esa programación. También le damos valor a las manifestaciones culturales de la sociedad civil. También apostamos por nuestra OCG, el Festival de Música y Danza, o ese Festival de la Guitarra que hay que seguir potenciando.

Hay que mejorar más si cabe la programación año a año, tener la agenda cultural única en una aplicación y que cualquier ciudadano del mundo pueda verla y luego en 2020 será el año para la recuperación de la Cultura desde la vía municipal que existe en la Acera del Darro. No desaparece, la Fundación CajaGranada tiene el Museo de la Memoria. Ese edificio haremos que rezume cultura por los cuatro costados y esté vinculado a muchos elementos culturales para Granada y para la candidatura de 2031.

P.- ¿Cuál es el gran proyecto con el que le gustaría dejar como legado?

R.- Al final es Granada 2031, Human Tech, Granada Humana y Ciudad Verde Europea. Avanzar en pasos en ese desarrollo de esa ciudad a doce años, que haya proyectos muy importantes que se vayan acometiendo en el camino, con mejoras muy perceptibles, viendo un proyecto viable y la gente pueda ver dónde estamos y hacia dónde vamos. Y con ello mejorar la calidad de vida de los granadinos que viven aquí y fomentar la actividad económica y de empleo. Volver no solo a vivir del esplendoroso pasado que tenemos sino del futuro basado en la tecnología y el conocimiento.

" Donde haya un problema o diagnóstico más que preocuparme intentamos ocuparnos en solucionarlo"

P.- ¿Le llamó José Torres Hurtado el día que fue elegido alcalde de Granada?

R.- No, pero cuando me he encontrado con él en la calle siempre ha mostrado absoluta cordialidad. Es una persona a la que le tengo afecto personal, se lo tuve cuando coincidí con él como alcalde. Me dio pena la deriva judicial y que tomó todo con la intervención de la UDEF y lo que se vio que había en Urbanismo. Eso no quita que como persona me hubiera transmitido buenas sensaciones. Si me lo encuentro por cualquier sitio, pues me parece como una persona a tratar con todo el afecto de quien ha sido alcalde de la ciudad, independientemente de lo que hiciera o no que lo decidirá la justicia.

P.- ¿De quienes ya han pasado por aquí, qué consejo se ha repetido más para usted como alcalde?

R.- Me dicen muchas cosas pero son buenas (sonríe). Más que consejos me dicen que sea persistente, que tenga fuerzas, que tire hacia adelante, que no dé ni un paso atrás y que los proyectos que tengo los saque adelante. Es por resumir de todo lo que me dicen quienes se paran a mi lado.

P.- ¿Cuál es la preocupación con la que se va un alcalde de Granada a la cama?

R.- Me voy con la satisfacción de haber hecho todo lo que está en mi mano y en la mano del equipo de Gobierno para que esto vaya mejor. Más que preocuparme me ocupo. Detecto cosas que se puedan mejorar y mi mente trabaja cómo aportar soluciones para ello. La preocupación no conduce a nada, es lo que se ha hecho con los cortes de luz de la zona Norte. Tenemos un problema que dimos el paso con toda la ciudad. Considero que toda la mesa tratamos de intentar corregirlo. Ese convenio con Endesa multiplicará por cuatro la capacidad. Donde haya un problema o diagnóstico más que preocuparme intentamos ocuparnos en solucionarlo.

Publicidad

Comentarios

 
©Queda totalmente prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta noticia sin autorización expresa de la dirección de ahoraGranada

Te puede interesar

Publicidad
Publicidad
Publicidad
DÍA A DÍA
#AhoraGranada6Años
#AHORAGRANADA6AÑOS

Seis años de historias que ya son historia

'ahoraGranada' cumple su sexto aniversario con la misma implicación del primer día en llevar a sus lectores los relatos de la actualidad de Granada y el Área Metropolitana, ya como un medio consolidado y arraigado con el territorio y que cada día eligen más ciudadanos para informarse

Diseño Web La Sastrería