sábado 20 julio
Cájar  |   | Redacción aG

Facua denuncia que en 2021 también se detectó listeria en la cárnica de Cájar

Advierte de que la ausencia de casos registrados vinculados al consumo de productos de esta empresa "no supone que no se hayan producido"

Facua Andalucía ha denunciado que ya en 2021 se detectó la presencia de listeria en la empresa cárnica de Cájar y ha asegurado que la Junta de Andalucía "también lo ocultó" pese a ordenar el cese temporal de las instalaciones.

"La organización considera que estos hechos ponen de manifiesto una "mayor gravedad" en la irresponsabilidad" de la Junta con los consumidores, dado que hace dos años, aseguran, ya conocían las "irregularidades" de Industrias Cárnicas Sierra Nevada y no se informase "en ningún momento" ni del cierre temporal ni de que había detectado listeria, ha indicado en un comunicado.

En este sentido, la federación reclama a la Consejería de Salud y Consumo que dé explicaciones sobre "la opacidad" con la que ha tratado este asunto, elevando con ello el "riesgo de que los consumidores" sufran intoxicaciones por el consumo de alimentos con listeria.

Asimismo, Facua Andalucía advierte de que la ausencia de casos registrados de listeriosis vinculados al consumo de productos de Cárnicas Sierra Nevada "no supone que no se hayan producido".

Así, recuerda que numerosos intoxicados por el consumo de alimentos de La Mechá no fueron contabilizados por el Servicio Andaluz de Salud pese a que acudieron a centros sanitarios cuando sufrieron la listeriosis.

La visita de los inspectores de la Junta en julio de este año, añaden desde la organización, se debió a que la empresa ya se encontraba siendo investigada desde 2021, cuando se ordenó su cese temporal por detectar rastros de la bacteria en los embutidos que elaboraban.

En esta nueva visita, "constataron que las instalaciones no reunían los requisitos" para fabricar sin riesgo de listeriosis, por lo que ordenaron un nuevo cese temporal e inmovilizaron 2.000 kilogramos de producto ante la sospecha de contaminación.

Los inspectores regresaron en agosto para comprobar si se habían realizado mejoras en higiene y en prevención de contaminación cruzada. Entonces "no constataron que el producto inmovilizado hubiera sido puesto a la venta, e informaron a la empresa de que si querían distribuirlo debían realizar análisis supervisados por un laboratorio acreditado que demostrara la ausencia de listeria", añaden desde Facua en base a la información publicada por El País.

No fue hasta la siguiente visita de septiembre que los inspectores tuvieron constancia no sólo de que no se había producido ninguna mejora en las instalaciones -pese a haberse comprometido a ellas- sino que varios lotes de la carne inmovilidada se habían puesto a la venta.

Publicidad

Comentarios

©Queda totalmente prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta noticia sin autorización expresa de la dirección de ahoraGranada
Publicidad
DÍA A DÍA
Desarrollado por Neobrand
https://ahgr.es/?p=240501