viernes 27 enero
LA CÍNICA INTERVIÚ  |   | Francisco Barajas

“A Granada le falta el desarrollo del turismo de negocios”

Juan Luis Álvarez, empresario restaurador: “Granada tiene varias categorías de malafollá: la Imperial, la con Habas y la Adquirida, que es la peor”

“A Granada le falta el desarrollo del turismo de negocios”

El empresario restaurador, Juan Luis Álvarez, en el interior del Restaurante Sevilla, su establecimiento. Foto: Álex Cámara

Juan Luis Álvarez, es un empresario granadino que no tiene malafollá “Imperial”. Tampoco la detenta “con Habas”. Y mucho menos la tiene “Adquirida”. Esa malafollá que asusta a propios y extraños. Aunque es cierto, que posee la pizca de malafollá granatensis que todos los granadinos tenemos debajo del ala, aunque otros autóctonos de aquí, ¡horror!, la tienen en el mismo lugar en el que la espalda deja su nombre casto para dar paso al mismísimo culo. Un hombre bueno este caballero don Juan Luis Álvarez, y que por ser hasta fue un político municipal, la perfección no existe en nadie, en otros años atrás más bienaventurados que estos de ahora con paja y estopa para la ciudadanía que por aquí mora y actualmente poco labora. Y es un hombre sensato, don Juan Luis Álvarez, y porque se le ve a ciencia cierta que ama a Granada. Y que por ahora ama poco a las ideologías políticas, esas que “joden” a Granada en vez de intentar sacarla del hoyo hondo y pestoso económico y laboral en el que está sumida desde tiempos de sus Católicas Majestades. O desde antes. Nos debemos unas cervezas, estimado don Juan Luis, algo que deberemos de realizar antes que después y porque puede ser que algún político pida dos euros, además del precio justo de la rubia espumosa, para adecentar barrios en esta ciudad de cucos que ponen los “güevos” morados en los nidos ajenos. Me da mi republicana gana, esto es, de escribir para hacer publicidad no subliminal, que en el “Restaurante Sevilla” se come y se bebe como en el comedor público de un presidente de República cuando lo visita oficialmente un Rey.

Pregunta.- Oiga usted, nunca se acaba de hablar de la malafollá política granadina… ¿Cree que también existe en Granada la escarlatina política y el sarampión político, y dado como nos va en nuestra ciudad y en nuestra provincia?

Respuesta.- Desde luego existen de forma manifiesta, pero hay de todo.

P.- Juan Luis… ¿Un Palacio de Congreso que costó el oro del moro y la pasta jara de aquellos tiempos, lo normal es que sirva para bodas, bautizos, artisteos múltiples y cuchipandas variadas?

R.- No. El Palacio estaba destinado a ser el motor del Turismo de Granada, pero después de su inauguración que lo convirtió en uno de los mejores de Europa, no se adaptó nada su tecnología a l paso de los tiempos y menos se invirtió en su promoción nacional o internacional. Ahora con la resurrección del Granada Convention Bureau, todo irá mejor.

P.- Dicen que Granada no tiene malafollá, que la malafollá la traen los que vienen de otros lares exógenos. .. ¿Y qué se puede hacer con el barrio del Albayzín, quizá allanarlo y derribarlo totalmente y hacerlo una urbanización moderna y placentera para acaudalados selectos?

R.- Granada tiene varias categorías de Malafollá, la Imperial, la con Habas y la Adquirida, que es la peor. Ya tapamos el río Darro, tiramos los aledaños de calle Elvira para hacer la Gran Vía y abatimos cientos de Palacetes, así que no me extrañaría que dejáramos caer esa maravilla llamada Albayzín. Me parece una buena idea lo que propone el Alcalde de los dos euros.

P.- ¿Un teleférico desde Granada a Sierra Nevada es la solución del esquí granadino y de los visitantes que llegan para subir a la blanca nieve endémica granatensis?

R.- Creo que todo lo que sea respetuoso con el Parque de Sierra Nevada, habría que estudiarlo minuciosamente.

P.- ¿Sería usted capaz de dar la solución de cómo unir el Centro de Granada con la Alhambra y Generalife?

R.- Desde luego hay que unirlo. Y creo que con algo que sea atractivo en si mismo, pero doctores tiene la Iglesia… Deberíamos aprovechar la mayor parte posible de flujo de visitantes que viene a la Alhambra.

P.- ¿Granada cuenta con buenos restaurantes, excelentes hoteles y con satisfactorios locales de ocio y relax de ese que relaja una barbaridad?

R.- Granada cuenta con una de las mejores ofertas hosteleras de toda España, pero quizás le falta algo más de ocio. Quizás un Casino.

P.- ¿Como usted afirma, es interesante que Granada contara con un casino, y al ser uno de los destinos turísticos más importantes de España?

R.- Sin duda, entre otras muchas cosas.

P.- Granada es una de las provincias con más baja renta per cápita aún teniendo mucho turismo porque posee monumentos, montañas, nieve, sol, playas y parajes naturales sin parangón… ¿Qué le falta a Granada?

R.- En Granada, a falta de grandes industrias, nos falta el desarrollo del turismo de negocios, y con el fin de romper la estacionalidad y dejar de ser un destino barato de fin de semana.

P.- ¿Y qué le sobra…?

R.- Críticas mordaces, cainismo y envidia y una gran falta de unidad en los proyectos básicos para el desarrollo de nuestra provincia.

P.- ¿También le sobran a Granada sus políticos, y da igual de la formación política que sean?

R.- Algunos puede que si, pero otros han trabajado y trabajan para el desarrollo de nuestra ciudad y nuestra provincia.

P.- ¿Y los empresarios que tenemos son los idóneos para Granada?

R.- Los hay muy emprendedores y muchos muy apáticos. Pero desde las asociaciones empresariales, se esta trabajando duro y bien en beneficio de todos.

P.- ¿Y necesita Granada ahora mismo, tal vez en los años que viene, unos políticos nuevos con unas políticas menos conservadoras y más progresistas?

R.- Siempre se necesitan políticos de futuro que no se miran tanto el ombligo.

 

Publicidad

Comentarios

 

©Queda totalmente prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta noticia sin autorización expresa de la dirección de ahoraGranada
Publicidad
DÍA A DÍA
Desarrollado por Neobrand